lunes, 28 de noviembre de 2011

" >< )))*><*(((>< "

                                                       
Tatuarte por amor, parece que es una moda, no actual, una costumbre, como te quiero mucho, como la trucha al trucho me tatuo tu nombre.

Otros escriben canciones, libros los que tienen mucha imaginación y hay queda para siempre, te guste o no te guste, os queráis hasta que de puro viejos se os olvide quien es el que está junto a vosotros en la residencia de ancianos o solo sea un amor pasajero.

Yo lo de los tatuajes me lo pensaría mucho, mucho, mucho, por las agujas y porque es para SIEMPRE.

Que cuando se quiere a una persona, todo es tan bonito, tan romántico, se dicen tantas tonterías, pero cuando las cosas están mal, van mal, o simplemente se terminan que haces con el tatuaje??

Si os habéis regalado un anillo, una pulsera, un colgante o un muñequito pues al cajón de los recuerdos o a la basura, depende del cabreo.

Pero los tatuajes son más complicados, que aunque los cambies siempre estarán allí o te puede pasar como cuando intentas hacer un sudocu, que vas tachando los intentos fallidos y al final lo que tienes en el brazo se parece más a la lista de la compra que al amor de tu vida.

José
Pedro
Mario
Andrés
Carlos
tomates
pimientos
coca - colas
pan bimbo


Claro que si tienes más imaginación y te da por escribir un libro o una canción, se convierte en número uno del mundo, se escucha en la tele y en la radio durante años, pues puedes tener por lo menos el consuelo de que estarás ganando dinero por culpa de aquel tío del que ya no recuerdas ni su nombre.

Eso le ha pasado a Adele con Rolling in the deep
O a la cantante de Texas con la canción I don´t want a lover, anda que no suena veces en la radio, y en Kissfm ni te cuento.

Y ellas recordando cada vez que la escuchan a ese al que ya no quieren, a ese que tanto las hizo sufrir que hasta le dedicaron una canción.

Pues eso, que yo prefiero un objeto antes que un tatuaje, que si me cabreo lo tiro y si se me pasa lo recojo, pero los tatuajes son para siempre.

http://www.vanitatis.com/noticias/2011/11/21/guti-dedica-su-nuevo-tatuaje-a-romina-y-se-tapa-el-de-su-exnovia-16607/





sábado, 26 de noviembre de 2011

" Soy un itén en las estadísticas "

Esta semana he ido a un curso que estamos haciendo en el trabajo sobre estadística y cosas así, en la segunda frase del interlocutor me había perdido, lo siento jefe, pero yo soy de letras y a las 14, 30 de la tarde soy más bien de siesta.

Algo se me quedó de lo que iba diciendo, sobre las causas, las medidas que se tienen en cuenta para conseguir unos objetivos, el caso es que al terminar el curso, me fui  a comer y a dormir la siesta.

Después de comer intenté encender el teléfono que se había apagado otra vez, pero no había manera, no se encendía.

- Bueno, pensé, será la batería como siempre. Lo puse a cargar, pero no iba, no se cargaba.

He de reconocer que soy adicta, ya no me hago sin el teléfono y el mio no iba, no se encendía.

Me empiezan los sudores, lo intento cargar con el pc, nada, saco la batería y la agito como si esto sirviera para algo, lo abro, lo cierro, lo miro,( claro como tengo rayos x en los ojos y puedo ver el problema solo con mirarlo), lo remuevo, lo suelto, lo enchufo.

Después de dos horas dale que te pego me rindo, pido ayuda a mi marido, otro experto informático como yo.

- Dónde está la tarjeta ? me pregunta
- Qué tarjeta ? este teléfono no tiene.
- Todos los teléfonos tienen una.
- Pues entonces ya sé que le pasa al teléfono, no funciona porque no tiene tarjeta.
- Se la has quitado?
- No, le digo, yo no
- Entonces la buscamos y la ponemos en otro teléfono viejo.

 Y eso hicimos, buscar el arca perdida, digo la tarjeta perdida.

Pero el teléfono de repuesto no responde.

Conclusión a las 17,30 h yo estaba en la puerta de la tienda, con los números claro y sabiendo que teléfono me iba a llevar.

Por la noche, ya en casa, más tranquila, me dí cuenta de que yo soy una estadística y que conmigo lo tienen muy fácil.

Objetivo de las compañias de telefonía:

Vender teléfonos y tenerte atado por lo menos 18 meses.

Itén a tener en cuenta.

Las mujeres y muchos hombre no pueden vivir sin teléfono.

A las mujeres, a mi en especial, no me importa que el teléfono sea grande.

Total, que ellos saben que yo como mucho, cada 13 meses tengo, no es que quiera, si no que tengo que cambiar de teléfono porque soy un trasto y me los cargo todos.

Así vende cualquiera.

medida aritmética o promedio:

PyE_002

x = tlf nuevo
valores: se cae, es un desastre, lo usan los niños, cae en el váter, en la lavadora, ...
cantidad total de datos: cinco o seis depende del año
Total = cambia de teléfono cada año seguro, seguiré eternamente en su compañía de telefonía, la ultima vez tardé 12 años en irme.

martes, 22 de noviembre de 2011

" Si algún día ... "

Si algún día, espero que no, me toca hacer las maletas, irme a trabajar lejos de los míos, sola, a otro país, donde no conozca el idioma, o lo controle poco, donde las costumbre, la cultura, la forma de relacionarse las personas sea diferente a la que yo he conocido, donde aun estando rodeada de gente me sienta sola.

Si algún día me toca hace esto, espero que haya por lo menos una persona, que se acerque a mi, que me ayude, que me hable, que quiera hacer que mi nueva vida sea más fácil, menos triste, menos solitaria, que lo haga sin ningún interés, sin ninguna razón, solo por ser una buena persona, solo por intentar ayudar.

Si algún día tengo que hacer las maletas, irme a otro país, con una cultura diferente, con un idioma distinto, con otras costumbre, intentaré conocer su forma de vida, su forma de pensar, su cultura, para así poder integrarme mucho más, mejor, sin olvidar lo mío, sin olvidar a los míos, enriquecerme culturalmente, aprender, disfrutar, combinar lo nuevo y lo de siempre.

Si todos los que tienen que hacer las maletas y todos los que viven en los lugares a los que estos van hicieran, pensaran de esta manera, el mundo sería un lugar mejor, un lugar más rico, quizás no en dinero pero si en cultura, en amistades, en progresos.

Si todo el mundo pensase así, actuase así, hacer las maletas, irse a otro lugar, dejar a la familia, no sería tan duro, no sería tan triste, tan solitario.

" Todos nosotros sabemos algo, todos nosotros ignoramos algo. Por eso, aprendemos siempre. "
Paolo Freire.




domingo, 20 de noviembre de 2011

" Tonterías varias "


Ayer llovía, igual que en el diluvio universal, agua, agua, agua y nosotros tomando unas cañas en la terraza de un bar, ni así entramos, además era un bar pequeño con gente dando voces y nosotros con 4 críos, vamos una locura.

Pero en la terraza no eramos los único, allí había más gente, si te salías del toldo te quedabas igual que recién salida de la ducha.

Entonces me puse a mirar a la gente que por allí pasaba y me dí cuenta de que todos los que iban sin paraguas se encogían, metían el cuello entre los hombros como si de esa manera se fuesen a mojar menos.

Y no lo entiendo, por qué hacemos eso?? pero si te vas a mojar igual !!

Esto me hizo estar pensando todo el día en la cantidad de tonterías que podemos llegar a hacer pensando que dan resultado, como soplarte los dedos cuando te los pillas con una puerta, ( por cierto me pasó el otro día ) mira que soplaba, pero el dolor no se iba y la cantidad de momentos en los que hacemos autenticas gilipolleces e intentamos por todos los medios disimularlas.

Llegado a este punto y siento realista conmigo misma, en vez de nombrar dos o tres de esas tonterías me puse a buscar por Internet y encontré muchas, muchisimas más, también me di cuenta que muchas de ellas me han pasado a mi, espero no ser la única, me he reído mucho leyéndolas y viéndome en muchas de ellas como protagonista principal, espero que os gusten.


1. Que se te caiga el chicle de la boca cuando estás hablando.
2. Saludar a alguien en la calle por equivocación.
3. Golpearte con una puerta o algo transparente.
4. Llamar 2 o más veces al mismo número cuando te dijeron: ‘equivocado’.
5. Pensar algo divertido y te empezás a reír y la gente se te queda viendo raro.
6. Golpearte con un árbol/poste/cartel mientras caminas.
7. Te es posible chuparte el codo.
8. Al leer esto, acabas de intentar chupar tu codo.
9. Mandar un mensaje de texto a la persona incorrecta.
10. Ponerte el zapato izquierdo en el pie derecho y/o viceversa.
11. Salir con la etiqueta de la ropa nueva a la calle.
12. Ahogarte con tu propia saliva.
13. Ir a un lugar en tu vehículo y volver caminando. Se cuenta la bici.
14. Confundir la sal con el azúcar en las comidas/bebidas.
15. Abrir al revés la caja de fósforos.
16. Abrir el bidet y mojarte la cara con el chorro.
17. Tragarte un insecto sin querer.
18. Incendiar algo accidentalmente.
19. Intentar tomar un sorbete con la boca y se te va por la nariz/ojos.
20. Dormir y despertarte todo babeado.
21. Dormirte en clase.
22. Destapar la gaseosa y salpicarte, cerrarla, abrirla y volver a salpicarte.
23. Contar algo y olvidarte de lo que hablabas.
24. Llegar al mostrador y olvidarte de lo que ibas a comprar.
25. Querer servir la bebida con la botella tapada
26. Usar los dedos para hacer sumas simples.
27. Dormirte en el colectivo y pasarte de la parada.
28. Cerrar la puerta, que abre solo de adentro, y dejar las llaves de ese lado.
29. Ponerte la ropa al revés o del lado equivocado.
30. Buscar algo por todos lados y que lo tenías en la mano.
31. Abrir el bidet y que el agua salga demasiado caliente.
32. Ir a votar y no llevar el DNI.
33. Tragarte el chicle.
34. Ir a comprar y no llevar la plata.
35. Hacer una cola de 3 hs que no era.
36. Agarrarte los dedos con el ventilador de techo.
37. Tirarte al agua y rasparte la cara contra el fondo.
38. Largar una carcajada con la boca llena de líquido y escupir todo.
39. Ir caminando, que se te salga el zapato y tener que volver a buscarlo
40. Quemarse los pies con la arena y disimularlo.
41. Salir o entrar al agua y que se te baje la maya.
42. Entrar al departamento o auto equivocado.
43. Que se te caigan objetos al inodoro.
44. Poner la pava a calentar sin agua.
45. Entrar al baño del género equivocado.
46. Inclinarte el vaso antes de llegar a la boca y chorrearte.
47. Dejar el auto sin freno de mano y que se te vaya cuesta abajo.
48. Prender el cigarrillo al revés e intentar fumarlo.
49. Decirle mami a la profesora.
50. Chocarte con alguien en la calle y salir los dos para el mismo lado.

jueves, 17 de noviembre de 2011

" Lotería de Navidad "

http://www.madridya.es/noticias/anuncio-de-loteria-de-navidad-2011/9149/


La lotería de los sueños, me encantan los anuncios, echo de menos al calvo, que los estuvo haciendo durante años, pero los nuevos son preciosos, te animan a comprar, te hacen soñar.

Pero, siempre hay un pero, el de este año me molesta.

No me molesta el anuncio en si, ni los niños que salen.

Me molesta que lo hayan grabado en Letonia.

 Qué pasa, aquí no hay decorados, ni casa, ni faros junto al mar, no hay niños rubios, ni gente con cara de mineros ??

No entiendo las razones que les han hecho irse a Letonia a grabarlo.

Y no tengo nada en contra de los pobre Letones, europeos como nosotros, que me daba igual ese país que cualquier otro.

Pero la millonada de euros que les han dejado allí por hacerlo que se hubieran quedado en España.

Luego nos quejamos cuando las empresas se llevan las fábricas a otros países por el bajo coste de los sueldos y va el estado y graba el anuncio de lotería de Navidad fuera.

También lo habrá hecho para reducir costes supongo, porque otra explicación no la encuentro.

Pues eso, que niños rubios los hay a patadas en España, ( yo tengo dos ) pero vamos que los morenos también son muy guapos ( tengo dos sobrinos ).

Mineros a puñados en la cuenca minera de Asturias, por decir un sitio.

Y mentes que sean capaces de imaginar, crear, producir y preparar anuncios supongo que en las colas del INEM habrá también cientos, miles me atrevería a decir.

Solo por eso me dan ganas de no comprar lotería este año o bueno comprarla y después si me toca encargarme yo de contratar a los que hagan el anuncio del año que viene, naturalmente en España.


miércoles, 16 de noviembre de 2011

" Culebrones "

Todas las tardes me tomo un café, lo tengo claro, o en la estación de autobuses, la cafetería es de unos amigos míos y el café de los mejores que he tomado o en el Nuevo Café, una cafetería a la que voy desde antes de venirme a vivir aquí.

El caso es que cada una de estas cafeterías tiene su rutina y sus costumbres.

En la primera cada tarde tienen puesto en la tele uno de esos programas donde los que salen dicen que son periodistas del corazón y se dedican a dar voces y a sacar los trapos sucios de los que a ellos les da la gana, ni lo miro, esos días si pillo el periódico me leo hasta los deportes.

Si voy a la segunda cafetería, es más difícil leer el periódico, está siempre pillado y en la tele tienen puesta las telenovelas de la 1ª, generalmente ni las miro, pero hoy iba sola y he cometido el error de atender al culebrón de turno.

Hace años que no veo ninguno, para ser exacto desde " Betty la fea ".

Pues nada, allí estaba yo, con mi café casi frío, sin nadie con quien hablar y en la tele una tetona rubia diciéndole a uno:

- " Estoy embarazada y el bebito es tuyo "
- " Qué me dice !! Quieres que te pague la interrupción ??


- Jodor he pensado yo, esto se pone interesante, antes no decían estas cosas en los culebrones. ( eso lo decía yo, no salia en la telenovela )

- Noo, mi amorrr  !! yo lo que quiero es sentirlo, abrazarlo, tenerlo entre mis brasosssss.


- Si, si, tú lo que quieres es sacarle las perras al padre de la criatura, si todas son iguales.

Mientras estos discutían sobre si seguir con el embarazo o no, salía otra rubia, ( no tan tetona ) haciendo tareas de jardinería, tan arreglada como si fuese a una boda y de rodillas en el suelo, mientras hacía un agujero en el suelo se encuentra una bolsa con una carta dentro.

En ese momento he terminado mi café y me he ido a casa, pero por el camino me ha dado por pensar:

- Jo, que pasará ahora con la tetona, tendrá el bebé ??
- Y la jardinera, qué pondrá en la carta ??

Vamos que he estado a punto de buscar en la programación de la tele como se llamaba la telenovela y verla mañana.


lunes, 14 de noviembre de 2011

" Cenicienta "

El Sábado pasado me dio un ataque de Cenicienta.

Por la mañana en la cocina, haciendo comidas, ya tengo todas organizadas hasta el Martes.

Después me fui a comprar leña, algo curioso que no había hecho nunca. Lo difícil que es !!

Después de llegar al punto de encuentro con " El leñero " un hombre que parecía que se había bebido una cafetera entera, estaba eléctrico el tío, mientras yo metía un leño en el maletero, él metía tres.

Con el maletero lleno hasta los topes, más bien hasta la línea que yo calculé por si daba un frenazo y los leños salían volando y se mezclaban con mis neuronas, pues eso, con el maletero lleno le pregunté cuánto le tenía que pagar ??

Su respuesta me descolocó del todo, era una respuesta trampa.

- Lo que quieras.

- Coño !! Pensé, eso es peor que poner un precio, porque lo que yo quería era pagarle 5 e, e irme con la leña, no sé si era de cerezo, de roble, encina, olivo, cuando me lo preguntaron luego solo pude decir es leña de madera.

El caso es que pagar lo que quieras es difícil, entonces en un cálculo mental a lo burro pensé:

- 0,14 e el kg de leña
- cuánto pesa cada leño?? unos 3 kg
- cuántos leños ?? Muchos, que los ha cargado él.
Pues le voy a dar 20 e.
- 20 e te parecen bien ? le pregunté
- Si, si, lo que quieras.

Zas !! Me dí cuenta de que era mucho, pero ya era tarde.

Aunque no me importa, porque me dijo:

- Cada vez que te haga falta ven que tengo mucha.

Nos ha jodio !! Con pardillas como yo que se la pagan a precio de oro, pero bueno, yo tengo leña, de madera y eso era lo que interesaba.

Después de vaciar el maletero no quedó más remedio que limpiar el coche, eso ya no era una capa de mierda, era una montaña.

Por la tarde otro cumpleaños infantil, continuando con mi ataque de Cenicienta, organicé a los críos, coloqué bolsas para que tirasen los papeles y recogí todos los platos y vasos en la cocina antes de irme, me da que esa madre ( y amiga ) me va a invitar durante muchos años a los cumpleaños de sus hijos.

No contenta, ni cansada con mi día fregón al llegar a casa me puse a limpiar las juntas de las losetas del suelo de la cocina, sin darme cuenta del nombre del producto " Chubby Juntas " con ese nombre me estaba gritando que era altamente tóxico, un veneno en potencia, pero allí estaba yo de rodillas dando a las juntas con el cepillo de púas y el caldo, que hasta el agua de la fregona se volvió de color rojo, fue como la transformación del agua en vino en las bodas de Caná, pero sin bebermelo.

Una hora después tumbada en mi sofá comencé a notar los primeros síntomas de mi envenenamiento, Freddy Krueger había pasado sus cuchillas por mi garganta y las había dejado allí clavadas.

Qué dolor !!                                                          

Toda la noche despertándome, todo el Domingo tosiendo y garraspeando, cosa que no me impidió hablar como una cotorra con los amigos en mi chimenea, con mi leña de madrea ardiendo, ni atiborrarme de castañas asadas en el fuego que es como más ricas están.

Esta mañana, ya más tranquila, en el trabajo, entre las típicas frases:

- " Sentaroooosss !! "
- " Callaroooos !! "

Me he dado cuenta que me costaba respirar, que Freddy  continuaba alojado en mi garganta y que las juntas de mi suelo a partir de ahora se van a ir transformando poco a poco en negras y que se van a quedar así hasta que no haya más remedio que cambiarlas por otras que seguramente serán de color negro para no tener nunca más este problema.


miércoles, 9 de noviembre de 2011

" Spa "



Hoy he ido a un spa, ha sido un regalo de cumpleaños tardío, pero un regalo estupendo, nuestras agendas no cuadraban, pero hoy por fin hemos ido al spa, no hemos tenido que salir del pueblo, vivo en un pueblo pequeño, pero tenemos spa.

La verdad es que nunca había ido y estaba intrigada.

A las 6 de la tarde estábamos allí, nos hemos cambiado y ha comenzado el circuito.

Lo primero una ducha, de agua fría, templada y caliente a intervalos, madre mía, creía morir !!

Después continuando con la tortura nos hemos metido en una piscina de agua helada, por mucho que me decían que me sumergiera que el agua estaba caliente, yo no paraba de tiritar, lo único que he podido decir ha sido, es qué quieres matarme ?? eso es tú regalo de cumpleaños, mi asesinato por hipotermia ??

Cuando mi cuerpo no podía más, mis manos estaban lilas y mis dientes me dolían de tanto castañear, nos han dicho que podíamos ir al jacuzzi, menudo cambio, del agua helada al agua calentita.

Después de un rato, he tenido una sensación y le he dicho a mi acompañante y amiga, que parecía que nos estaban cociendo al baño María y que el cocinero caníbal iba a aparecer en cualquier momento con una cuchara gigante a removernos.

El siguiente paso era otra ducha, con chorros de agua sorpresas, parecía que estábamos en un manicomio y nos estaban torturando, sobretodo por los gritos de las dos cuando el agua era fría.

Al salir nos han dicho que nos tocaban los baños turcos, nada más entrar he tenido la sensación de que se me habían empañado las gafas, que no llevaba puestas, después entre risas la he dicho a mi acompañante que se me habían empañado las retinas y casi se lo cree.

Hemos hecho el payaso diciendo que era una noche de niebla y mientras hablábamos hacíamos como si los limpia parabrisas del coche limpiaran el cristal, había más niebla que una noche de invierno.

A continuación la sauna, donde era como tomas el sol en el mes de agosto a las tres de la tarde, pero sin ponernos morenas.

Una vez finalizados todos los pasos acuáticos nos han llevado a unos sillones muy cómodos, pero muy duros, que desprendían calor y nos han obsequiado con unos zumos de frutas.

El último paso ha sido un masaje relajante que nos ha sentado muy bien a las dos.

La conclusión de toda la tarde ha sido dos horas de mucha agua, acompañada de risas y sana conversación entre dos buenas amigas, que nos conocimos hace 20 años y nos reencontramos hace 5, cuando descubrimos que eramos vecinas.

Gracias guapa, me lo he pasado genial.

martes, 8 de noviembre de 2011

" Noches de lluvia "

Mirar por la ventana en una noche de lluvia, con la radio puesta, escuchando buena música, me encanta, me relaja, me hace pensar, recordar cosas que creía olvidadas, olvidar otras que necesito olvidar.

Las noches de lluvia son así, llenas de encanto por lo menos para mi, sin ruidos, sin coches, sin gritos de niños, sin prisas.

Las noches de lluvia asomada a mi ventana, calentita, protegida, me hacen sentir bien.



Cada persona, tiene o debería tener ese sitio, ese momento especial que le ayude a continuar, a desconectar del mundo, de las rutinas, del día a día, de los nervios y el stress.

El mío es mi ventana, sentada en un sillón, arropada con una manta, viendo las gotas caer, escuchando una canción en inglés a ser posible, de esta manera lo único a lo que atiendo es a la melodía, a los tonos y la letra no afecta a lo que yo en realidad quiero pensar, necesito recordar, me apetece en ese preciso instante.

La lluvia cae junto a mi ventana y yo no puedo dejar de mirar.



" Soplando las velas "

Tantos cumpleaños en este mes y el mes pasado, ( 15 ) me ha hecho pensar en lo de soplar la vela, pedir un deseo, en la necesidad que tenemos todos de que esos deseos se cumplan.

Unos deseos a veces íntimos, inconfesables, otros más humanos y generales, algunos muy materiales, pero todos deseos, esperanzas que no queremos perder.

Recuerdo que hace muchos años, casa vez que tenía la oportunidad de pedir uno siempre era el mismo, " aprobar las oposiciones " era ya algo que ni pensaba, cada vez que tenía la oportunidad zas! lo pedía, la verdad es que las aprobé, no sé si por pedirlo tantas veces o por las sesiones maratonianas de estudio que me daba, era capaz de decir todos los temas seguidos, casi sin pestañear, testigo de ello era mi madre a la que torturaba cada vez que tenía la oportunidad.

- Mamá, mamá, verdad que no estás haciendo nada?? la preguntaba.

Y ella la pobre, que ya había pasado por la misma situación hacía muchos años siempre me decía:

- No cariño, qué tema me vas a decir ??

El caso es que a lo largo de los años he continuado pidiendo deseos, algunos han sido los mismos, otros han cambiado, algunos serán los mismos toda la vida y otros nuevos llegarán para acompañarlos.

Porque en esta vida, los deseos, las ilusiones, las esperanzas de conseguir algo es lo último que deberíamos perder, lo que siempre debemos esperar.

Qué pasaría si no los tuviésemos ?? si no soñásemos con nada ?? si perdiéramos la ilusión por tener, conseguir, alcanzar algo ?? qué sería de nosotros ?? 

Una vela, un deseo que pedir.                                

                                                                 Dos velas, el mismo deseo, siempre el mismo.
   Tres velas, sin perder la esperanza.


Cuatro velas, mil veces el mismo deseo.








lunes, 7 de noviembre de 2011

" Esta noche "


Hoy escribo el blog por la tarde, me vais a perdonar, pero claro esta noche veré el debate de los dos candidatos a la presidencia.

 que nooo, que es mentira !!

No lo pienso ver, es insoportable, no me trago tanta tontería, tanta mentira, tanta hipocresía.

A esos dos los quería ver yo pagando una hipoteca, compaginando el horario laboral con el horario familiar, a esos los quería ver yo en el mundo real.

Esta noche no sé si veré una de ficción, pero sabiendo que es de ficción, csi me gusta o me leeré el libro de turno, " Mar de fuego " de Chufo Llorens

Porque yo me pregunto, de verdad tienen la solución a todos los problemas que tenemos?? 

De verdad son capaces de resolver lo que hay ??

De dar trabajo a todos los parados ??

De mejorar los sueldos ??

Vamos de levantar el país

Y a qué están esperando para decirlo, o mejor, a qué están esperando para hacerlo ??

Tan poco les preocupan los ciudadanos a los que representan que si no ganan no lo van a decir, no lo van a intentar ??

Cada vez me da más asco la política, cada vez me la creo menos, cada vez estoy más desengañada, por eso esta noche no lo voy a ver y mañana no pienso preguntar quién ha ganado, ni  qué han dicho, ni si los demás los han visto, porque no me lo creo y no me van a convencer de lo contrario.

jueves, 3 de noviembre de 2011

" Terrores "

" El callejón de la mano negra ".  

Era el lugar de culto para los niños y niñas del barrio del " Pósito " y de " La plaza vieja ".

Era la mano que a algún gracioso se le ocurrió pintar y que literalmente nos tenía a todos " acojonados ".

Esa mano que yo nunca fui capaz de ver, aunque afirmaba fehacientemente que estaba allí.

Un callejón al que entrabamos en un acto de coraje, de valentía, de temeridad.

Porque " La mano negra " nos decían que era la mano de una vieja que había muerto allí y se llevaba a los que se acercaban.

Y eso, a la temprana edad de nueve años es terror puro y duro.

Más terrorífico que los truenos en la noche, que los ronquidos de mi abuela en la cama de al lado una noche de frío invierno, más que el hombre del saco.

Esos miedos, esas inquietudes infantiles que se unían al miedo, al pánico a ser diferentes, a no ser aceptado por los demás.

A tener pensamientos y decisiones propias que los demás no comprendiesen.

Esas angustias a ser uno en vez de ser del montón.

Miedos, terrores, angustias que sin querer arrastramos toda la vida, que aunque van cambiando son los mismos.

La mano negra, la que nunca vi, pero que recordé no hace mucho cuando pasé por ese callejón.

Que me hizo verme otra vez con 9 años, corriendo y gritando junto a los amigos de la infancia.

Que me hizo darme cuenta que aun ahora muchos, muchísimos años después, sigo siendo la misma.

Con ideas propias que muchas veces me reservo para mi por miedo a que los que me rodean no las entiendan.

Con terrores nocturnos en las noches de invierno, aunque ahora eche de menos esos ronquidos de mi abuela.

Tengo angustias, quizás más que entonces, quizás más veces, quizás unas angustias que a mi me parezcan muy reales aunque no lo sean tanto.

La mano negra, que nos persigue durante toda nuestra vida, cambiando a lo largo de los años de tamaño, de forma, de color pero provocandonos los mismos miedos.

  

miércoles, 2 de noviembre de 2011

" Ni quererlo ni darlo "

Hoy he escuchado una conversación en la radio, un amigo llamaba a otro a través de los presentadores para decirle que no se enfadase, pero que se había enamorado de su antigua novia a la que él había dejado y que estaban saliendo.

El sorprendido telefoneado, no se ha tomado muy bien que su amigo salga con una ex suya y que encima se lo diga por la radio.

Es algo muy común, ni quererlo, ni darlo, yo no la quiero, pero tú no la puedes tener.

Tal vez es que se siente un poco celoso ?

O tal vez pensase en ella de una manera romántica, aunque ya no estén juntos, aunque la dejase él.

Yo lo veo como una postura muy egoísta, infantil me atrevería a decir, lo mío es mío aunque ya no lo use, aunque no lo mire, ni lo quiera, pero no se te ocurra tocarlo que me enfado.

Y es que aunque somos adultos todos tenemos un reducto de infantiles, ya no salgo contigo, pero si te lo pasas bien, si rehaces tu vida, si tienes otras amistades, me enfado, me encabrito, me da una rabieta que me muero.

Maduremos señoras y señores !! Seamos adultos no solo porque tenemos tarjetas de crédito y las llaves del coche.

 Seamos adultos en todos los aspectos de nuestra vida, que no me va bien contigo, pues que pena, pero vivo y dejo vivir, que reñimos y no llegamos a un consenso, pues nada cada uno por su lado, que la vida es muy larga y si solo nos preocupamos de controlar, de ver y observar lo que los demás hacen, dicen o viven, entonces los que nos vamos a vivir somos nosotros.


martes, 1 de noviembre de 2011

" Suerte"

¿¿¿Qué hace que una persona nazca con estrella y otra nazca estrella????

Hay personas que desde que nacen tiene la suerte a su favor, todo les sale bien, y lo que no les sale bien, se soluciona pronto, la vida les sonríe, no hay problema que no puedan solventar, examen que no aprueben, premio que no les toque, sorteo que no acierten, son personas que siempre ven el vaso medio lleno, más que medio lleno lo ven rebosando.

Y luego están los otros, los estrellados, los que no ganan un sorteo aunque compren todos los boletos, los que nunca aciertan en un concurso, a los que les cae siempre el único tema que no se han estudiado, los que más que ver el vaso medio vació, lo ven roto.

 Yo me encuentro en el primero de los grupos, en el de los que nacemos con suerte, el otro día sin ir más lejos gané un premio, sin saber que participaba en un concurso, pero esta no es la primera vez, lo mio y la suerte es una vieja historia, tan vieja como yo, la suerte siempre me ha acompañado a lo largo de mi vida, y por el momento no se la ve con ganas de irse, "una suerte para mi".

Cuando era pequeña, mi hermana y yo participabamos en los típicos concursos infantiles de la radio, ganábamos tantas veces el primer premio, que mi madre ya no nos dejaba jugar, decía que era abusar, que la colección de barriguitas que teníamos la habíamos conseguido gracias al concurso

Después como ya sabéis soy de las pocas personas que puedan seguir moviéndome después de romperme una cervical.

En cuanto a premios de tombolas y lotería, me ha tocado de todo, empezando por un Epi enorme cuando era una cría, pasando por un equipo de música, jarrones, objetos múltiples y extraños, y alguna vez que otra dinero (poco).

Vivir con suerte es una ventaja y una desventaja, hace que te relajes, que no estés alerta y eso puede que alguna vez te traiga problemas.

Las personas estrelladas siempre se encuentran alerta, esperando que les pase lo peor de todo que las cosas nunca salgan como las habían planeado y así si les pasa algo ellos ya están preparados, no esperan mucho de la vida.

Pero si les ocurre algo bueno, es muy probable que no lo puedan disfrutar o todo lo contrario, al ser algo diferente a lo habitual lo sepan apreciar más que todos los demás.



" La mejor suerte de todas es la suerte de hacer algo por ti mismo "

Douglas Mac Arthur