" 1ª Noche de botellón "

Anoche comenzaron las fiestas, y claro la gente salió de marcha hasta bien tarde.

A mi me parece bien que la gente se divierta, que beban lo que quieran, yo soy de las de coca - cola, menos mal que no me hace efecto la cafeína que lleva, si me hiciese efecto no podría dormir luego en un mes.

El caso es que cuando se bebe alcohol, más de la cuenta, nos solemos comportar como no debemos, como somos un día normal y puede pasar que discutamos con los amigos y nos trasformemos en unas poligoneras puras y duras, eso es lo que les ha pasado esta mañana a dos muchachitas sobre las 8 AM.

La cosa ha sido así:

Yo estaba dormida, esperando a que ni despertador empezase a sonar, porque aunque estamos de fiesta me sigo levantando a las 8, hay que comer y las tiendas por la tarde no abren, ni yo voy a dejar de ir a los toros por hacer la compra.

Mientras  esperaba a que el despertador sonase he escuchado los gritos de dos chicas, cada vez más claros, cada vez más cerca:

- Tía, si no sabes beber no bebas, decía una de ellas a voces.
- Que me dejes cacho piiiiii, le contestaba la otra.
- guarrpiiii, zopii, no me infles la piiii, que tengo para darte a ti y a cuatro como tú.

Veis lo engañoso de beber más de la cuenta, esta además de pensar que su amiga es sorda, se cree que ella es el capitán América.

- Que te vayas a tomar por piiii, le contestaba la supuesta sorda.
- Sabes lo que te digo, que me devuelvas el dinero del botellón.


Qué dinero ?? pensaba yo, si ya te lo has bebido todo, con la que lleváis encima las dos.

- Que me des el dinero o mañana no vais a comer nada de lo que hemos comprado.


Anda encima de que se lo han bebido todo en una noche no van a poder comer, pues la resaca va a ser cojonuda.
Los gritos se iban alejando mientras yo empezaba a escuchar mi despertador, pero ellas continuaban con su pelea, que entre insultos y quejas por la no devolución de dinero del bote, no nos hemos enterado ninguno de los vecinos de las razones por las que discutían, pero no hay problema, porque he hablado con un par de amigas que viven dos calles más allá de la mía y también las han escuchado y esta tarde en los toros vamos a contrastar los datos que cada una tenemos a ver si de esa forma nos enteramos de toda la bronca."

Comentarios

Entradas populares de este blog

" El Abecedario de los sentimientos "

" La mancha "

" Unos posits "