" El café de las 15,55 h "

Oigo gritos de críos mientras me tomo un café tranquilamente cinco minutos antes de ir a trabajar por la tarde y no me molestan, no les hago caso porque se que no son mis fieras.

Que se caen, que les atienda su madre, que pisan la hierba, que tiran papeles, me da igual, tengo un ailamiento multisensorial, ni me muevo, yo a lo mio, mi café con mucha leche y más hielo y mi periódico, sección de programación de la tele, que es de lo poco que leo y más en estas fechas a seis días de las elecciones.

Me doy cuenta que aun no se a quien voy a votar, es más no se si voy a votar, no se que vende cada político, ni quien se presenta por cada partido.

Porque para mi la campaña electoral se asemeja mucho al cuento de la lechera o al de la lámpara y los tres deseos, muchos planes antes de tener la leche los políticos y muchos deseos por pedir los votantes, que después se desvanecen en el aire.

Y yo no me puedo quejar, que gane quien gane tengo el sueldo asegurado, más alto, más bajo o me quedo igual, pero en este país en el que vivimos no todos tienen la misma suerte y muchos (y no me refiero a los políticos), muchos se están jugando los garbanzos en las urnas del Domingo.

Por eso creo que quien se mete en esto de la política " debería  " de ser honrado, leal, fiel, creyente, afín a los problemas de los que representa, con los pies en la tierra, vamos un autentico representante de sus ciudadanos.

Pero como cada vez que enciendo la tele y escucho las noticias, solo oigo a los gallos de pelea, sacando los trapos sucios del contrario, rebajando los delitos de los suyos y casi que empalando a los que del otro lado hacen lo mismo, o acusados por delitos de los que saldrán sin mancha porque con el dinero de los demás van a pagar al mejor abogado del país.

Pues por eso cada vez las elecciones me importan menos, vamos que no me las creo y ese día, si voy a votar, que no siempre voy, lo hago sin gana, sin ilusión, sin esperanzas de mejoras, sin planes de futuro, sin animo.

Quizás esto me pase porque tengo la posibilidad de elegir, si viviese en uno de esos países donde no hay elecciones, donde los cargos son como la monarquía, hereditarios, donde es de día o de noche dependiendo de quien mande, quizás entonces me echaría a las calles y lucharía por unos ideales, que los tengo, pero que actualmente no representa nadie en la política de este País en el que me ha tocado vivir.

Os advierto que si hacéis comentarios, que no sean insultando a ningún partido,  ni alabando a otro, todo lo que no sea una opinión personal lo voy a borrar, me niego a tener campaña electoral en mi blog.

Comentarios

  1. Daré mi voto al partido político que se comprometa a:
    Conseguir la auténtica independencia y modernización de la Justicia. Suprimir el Tribunal Constitucional.
    Que el Fiscal General, sea elegido entre los fiscales, no dependiendo del Gobierno de turno.
    Que los magistrados del Tribunal Supremo sean elegidos por los Jueces y Magistrados de la nación, sin intervención del gobierno ni partidos políticos.
    Suprimir toda subvención a Partidos políticos., Sindicatos, ONG Etc. Etc. Etc.
    Suprimir Todos los privilegios de los políticos.
    Suprimir el noventa por ciento de los vehículos oficiales.
    Suprimir las comunidades autónomas.
    Suprimir la libre designación y el enchufismo.
    Que aquellos que se quedaron con algo que no era suyo, comparezcan ante los tribunales y devuelvan lo que fuera, independientemente de cumplir la correspondiente pena.
    Suprimir toda ley que atente contra la vida.
    Suprimir toda negociación con la banda terrorista ETA.
    Suprimir toda ley contraria a la Constitución.
    Ayudar de verdad a pequeños y medianos empresarios.
    Vigilar el fraude en la percepción de prestaciones del paro.
    Por lo dicho anteriormente, creo que no debo preocuparme de cómo figuro en el censo pues me parece que no votaré. Como curiosidad, decir que en la información de la oficina del censo, han sido muy amables y me ha quitado cinco años. Hay que ver lo hacen para animar al personal. ¿Por qué será que el último día de campaña, todos los partidos animan a que votemos y conocidos los resultados, parece que todos hubiesen ganado la votación? Yo lo se.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

" El Abecedario de los sentimientos "

" La mancha "

" Unos posits "