viernes, 29 de octubre de 2010

" Chin - Cha - Te y el príncipe Kata - Pun - Chin - Chon. "

Me gusta Gloria Fuertes, después de toda la infancia escuchando a mi madre leerme sus libros, me quedaba dos opciones, odiarlos o adorarlos, y me quedé con la segunda.

Ahora soy yo la que les leo a mis hijos y a mis alumnos las poesias y los cuentos.

Hace unos días le regalaron un libro de cuentos largos y breves de Gloria Fuertes a mis hijos, y quien se lo está leyendo soy yo.

Os dejo uno de estos cuentos, que me parece maravilloso:

" Chin - Cha - Te y el príncipe Kata - Pun - Chin - Chon. " 

El chinito Chin - Cha - Te parecía una yema de huevo. Como era muy amarillo y le habían hecho un traje también amarillo, daba risa verle.

El chinito quería ser artista y pintaba jarrones, abanicos y biombos. Como era muy travieso y algo presumido, un día encontró en su casa un frasco de colonia y se empapó el pelo; al momento vio horrorizado que su coleta crecía y crecía rápidamente hasta llegarle a la cintura y luego al suelo, y luego salía por debajo de la puerta y se extendía por el pasillo.

- ¿ Qué es esto ? - se preguntó asustado.

- ¡ Esto es que te has echado mi tónico crecepelo !

- gruñó el abuelo Ki - Fu - En castigo has de quedarte así: jamás te cortarás la coleta ni un centímetro. ¿ Lo oyes ?.

- Sipi - Contestó Chin - Cha - Te, lloriqueando.

Cierto día estaba Chin - Cha - Te en su tienda con su descomunal coleta enrollada a modo de bufanda, cuando pasó por allí para comprar abanicos nada menos que La - Pa - Ka, princesa de Pekinini, y nada más ver al chinito se enamoró.

- ¿ Te quieres casar conmigo ?

- Soy muy feo, tengo los ojos pequeños y la coleta muy grande.

- No me importa. A mi lado te crecerán los ojos y jugaremos a la comba con tu coleta.

Chin - Cha - Te dijo que bueno.

Pero el rey dijo que malo, que su hija la princesa La - Pa- Ka no podía casarse con un bohemio.

- ¡ Quiero al chinito, papá !

- Hija mía, ¡ estás como una cabra ! ¿ Cómo vas a casarte con un pintaabanicos ? Y además, con ese nombrecito que tiene... ¿ No sabes que están anunciandas tus bodas con el príncipe Kata - Pun - Chin - Chon ?

- Si, lo sé, rey padre... pero es que...

- ¿ Es que Chin - Cha - Te es más guapo ?

- No es que sea más guapo, es que es más bueno.

- ¡ Más bueno es Kata - Pun, que lleva cinco años guerreando para poderte ofrecer seis islas como regalo de boda !

- ¿ Y para qué quiero seis islas, padre ? Yo lo que quiero es saltar a la comba con la coleta de Chin - cha - Te.

De un momento a otro tenía que llegar al palacio el príncipe Kata - Pun - Chin - Chon.

Paseaba muy triste la princesa por uno de los puestes del gran foso cuando es un descuido cayó al agua, que estaba llena de cocodrílos.

- ¡ Glu ! ¡ Glu, glu ! ¡ Me estoy ahogando !

¡ Salvadme ! ¡ Salvadme !

Kata - Pun se rascaba el casco pensando... Tirarse  sobre aquellas aguas llenas de bichos, la verdad, era como para pensarlo...

- ¡ Espera ! - gritó a la princesa.

- ¡ No hay tiempo para esperar ! - sonó la voz del valiente Chin - Cha - Te, que , oportuno, andaba por los alrededores.

Chin - Cha - Te, con gran destreza, desenrolló su coleta y la lanzó al agua.

- ¡ Cógete bien, oh Pa - Ka mía: no temas hacerte daño !

El chinito tiró de su coleta hasta subir a la superficie a la princesa en el momento en que uno de los cocodrilos nadaba hacia ella.

La princesa, toda mojada, dijo al príncipe guerrero:
- ¡ Chín - Cha - Te !

 Y  Chin - Cha - Te, todo contento, exclamó:

- ¡ Bella Pa - Ka !

- ¡ Hija mía ! - dijo el rey, que tembloroso había estado contemplando el accidente - ¡ Dame un besito, y dame otro besito, Chin - Cha - Te !

Los besó emocionado y, dirijiendose al cobarducho del príncipes, habló:

- Lo siento por ti, Kata - Pun -Chin - Chon, pero la mano de mi hija, la princesa La- Pa- Ka, es para el valiente Chin - Cha -Te.

Espero que os guste.

jueves, 28 de octubre de 2010

" Los Calbotes "

Todos los años por estas fechas, me entra el síndrome dominguero.

Unas ansias locas de organizar una salida al campo, con los críos, los amigos, la mesa plegable, las sillas de plástico, la parrilla, vamos que monto una sala de estar completita en medio del campo.

Es algo que vengo haciendo desde cría, que aún recuerdo las primeras salidas con los amigos, nos íbamos tan lejos, que tardábamos más en llegar que después estar allí.

Pero eran unos días que siempre recordaré con cariño.

Ahora, lo organizo más, un par de días antes reconocimiento del terreno, por si algo a cambiado de un año para otro, que por eso digo que somos domingueros

Más bien " añeros ", que al campo solo vamos una vez al año, que para eso vivimos en una zona rural, eso ya se tenía que considerar ser dominguero, despertarse por las mañanas y oír el canto del gallo.

El día de la salida siempre la misma rutina, madrugón, que yo creo que algunos años hemos llegado al campo antes de que saliera el sol.

La ropa que nos ponemos puede servir para todas las estaciones del año:

Pantalones vaqueros,
 camiseta de manga corta,
 forro polar encima,
 chaleco son muchos bolsillos, para llevar de todo, el mechero, el abre latas, el abre botellas, el teléfono, los clines, los palillos, algún tenedor, un cuchillo, una navaja multiuso tipo McGiver.

Un buen libro, para cuando a los demás les de por ir a dar un paseo o dormirse la siesta en las sillas que hemos llevado.

Una vez allí, hay que tener las cosas claras, despliegue estratégico de los coches, es decir, taponar las dos entradas al campo que hemos seleccionado, para que ningún otro dominguero invada nuestro espacio, y podamos esparcirnos libremente, ¡¡¡ hala, todo para nosotros!!!

Sacamos las mesas plegábles, las sillas, el agua, el hielo, las bebidas, hacemos el fuego y a comer.

Que cuando se va al campo no se hace otra cosa que no sea comer, beber y hablar con los amigos, un día de descanso, para recuperar todos los kilos que hemos perdido durante el año.

¡¡¡ Y madre mía como se come!!.

Solemos comenzar con un café, que no falte, con unas galletitas, pero vamos algo ligero, que solo son las diez de la mañana.

Pero como el campo da hambre, nada más terminar el café, una fuerza irresistible nos hace abrir todas la latas de conservas que hay sobre la mesa, y comenzamos con los mejillones en escabeche, los berberechos, la tortilla de patatas, la empanada de atún, y toda clase de alimentos que se nos hayan ocurrido a lo largo de la semana, ninguno de ellos bajo en calorías.

Después del café, continuamos con las coca- colas, las cervecitas, los vinos, los cubatas, los chupitos, vamos que si nos hacen soplar los guardias a la vuelta, se nos cae el pelo, (a mi no, que yo no paso del café y la coca- cola zero para contrarectar las calorías de lo que vamos comiendo).

Y que bien se pasa, sentaditos junto al fuego, comiendo como si no lo hubiéramos hecho en meses, con los amigos, riendo, gastando bromas, hablando de tonterías, desconectando de las rutinas diarias, de los problemas del trabajo, de los malos rollos, disfrutando.

Los críos se olvidan de que tienen padres, los padres de que hay niños, que son capaces de camuflarse en el entorno y no los volvemos a ver hasta que oscurece, y llegan con tanta mierda en el cuerpo que parece que se quieren llevar el campo con ellos a casa.

Para mi, es uno de los mejores días del año, un poco estresante a la hora de organizarlo todo, compramos comida para 200 y en realidad vamos como mucho 20, pero vamos eso es un error de cálculo, al final no sobra nada, todo sabe mejor cuando se come en el campo.

En vez de hacer esta reunión una vez al año, la teníamos que hace una vez al mes, claro que esto iba a ser mortal para mi dieta y mis niveles de colesterol.

¡¡¡¡ Pero que bien nos lo íbamos a pasar !!!

miércoles, 27 de octubre de 2010

" Feng Shui "

¡¡ Madre mía !!!

Que mal, que mal, que mal, ya se la razón de todos mis problemas.

¡¡ No he seguido los consejos del Feng Shui !!

Que no es una comida del restaurante chino de mi pueblo, ni una modalidad karateca.

 Que el Feng Shui es el sistema chino que nos ayuda a vivir en armonía con los elementos y las fuerzas naturales de la tierra. Se trata de equilibrar nuestro Chi y gira en torno a las fuerzas del Ying y el Yang.


Según esta teoría milenaria tengo que tirar mi casa y todos los muebles y comenzar de nuevo.

Claro que si hago esto, ¿ dónde voy a vivir ?

¿ y con qué dinero voy a hacer todo de nuevo ?

Qué están las cosas como para pedir otra hipoteca.

He intentado hacer un pequeño resumen a groso modo de lo que necesitamos tener en casa para que esto funciones, aunque algunos apartados No Tienen Desperdicio y he tenido que copiarlos íntegros.

La cocina:

La tengo, las tenemos todos muy mal organizada.

Yo es que no entiendo como a los arquitectos no les dan unas clases en la universidad sobre algo tan importante como el Feng Shui.

Vamos que el constructor de mi casa, " El Señor Benito ", un vejete de más de 70 años, que hacia las casas a ojo y no entendía que te enfadases porque no hacia ni dos ventanas del mismo tamaño, o los azulejos del baño con una forma concreta y no como un mosaico romano, si le llego a decir que quiero la casa diseñada teniendo en cuenta las teorías del Feng Shui, directamente me manda a la " M " y le vende la casa a otros, casi seguro.

Pero claro con cocinas de 4 metros cuadrados, la mía no, que tiene 21, pero de 4 yo las he visto, es muy difícil hacer esto:

- orientación oeste.
- fogones en la pared sur y de gas, vitro no.
- una isla en el medio.
- ventilada.
- luminosa.
- amplia.
- colores claros.
- muebles de madera.
- fruta y flores frescas.

Igualita que la de todos, la mía no se parece a esta en Na de Na.

El Baño:

Lo he copiado entero, No tenía desperdicio:

Las orientaciones menos propicias son frente a la puerta de entrada, cerca de la escalera, cocina o comedor. Tiene que tener un tamaño como para poder moverse cómodamente, los artefactos y la pintura deben ser de colores claros y no atiborrar de trastos.

Ubicación del water:

La mejor ubicación del water es detrás de la puerta o en un lugar que no se vea desde la entrada, así logrará reducir el efecto negativo del desagüe. Cuando encuentre filtraciones o goteras, hay que repararse inmediatamente, por que esta situación estanca el Chi. Si el water se ve desde la puerta puede contrarrestar su efecto colgando del techo cortinas de cristales.

El baño debe invitar a la relajación, utilice pocos adornos, muebles de líneas puras, si es posible iluminación natural, los espejos tienen un efecto positivo en los cuartos de baños.

Los colores suaves de color pastel son los más adecuados, puede aplicarlos en las toallas o cortinas de baños. El color azul es el que mejor se asocia con el elemento agua, fomenta el flujo del Chi y protege de problemas en las cañerías.

El mio es de color amarillo con patitos, eso vale??
 
El Salón:
 
Solo habla de la mesa, será que necesita pocos muebles, pero entonces dónde me siento??
 
La mesa redonda, de una sola pieza, de tonos claros, sin cristal ni mármol.
 
El salón luminoso y con velas que den calidez y fluidez a las tertulias
 
Y el dormitorio:


Colores pastel, los empapelados super modernos fuera, que dan mal rollo.
 
Telas naturales, colores suaves, la cama colocada de tal manera que la cabeza o los pies no estén mirando a la puerta.
 
La cabeza apuntando al norte, pero viendo la puerta.
 
Esto parece el juego del tuistes, un pie aquí, una mano allí.
 
Nada de cama con cajones, que no puede haber nada debajo de la cama, y fuera las lamparas que tampoco nada por encima.
 
No dormir cerca de la ventana, si la ventana está cerca tapar con una cortina opaca.
 
Bueno, algo agradable, el dormitorio solo se utiliza para dormir o hacer el amor, nada de leer, reñir, escuchar música, No, No, No.
 
Ni cuadros con agua, ni aparatos eléctricos, vamos que si llegáis tarde al trabajo tenéis excusa, es que no puedo tener despertados en la habitación, por lo del Fneg Shui.
 
Ah !! y lo más importante!!!
 
No puede estar desordenada, además tiene que estar ventilada, ni caliente ni fría, hay que evitar tener cosas por el suelo el desorden está totalmente en contra de los principios de Feng Shui.
 
Pues eso, que mi casa no reune las condiciones necesaria para que tengamos una vida plena y feliz, vamos que estamos pensando en tirarla y hacernos otra nueva.
 
 
 
 
 
 
 
 

domingo, 24 de octubre de 2010

EL HOMBRE Y LA TIERRA

" Vamos de caza "

Poner el vídeo de " el hombre y la tierra " y mientras suena la música leer esta historia, jijiji.

Nos encontramos en época de caza y no lo sé porque me guste, lo sé porque veo llegar a un vecino por las mañana cuando yo me voy de paseo con toda la equipación.

 A mi la caza ni me va, ni me viene, más bien me da igual, que desde que era cría no he asistido a ninguna montería y ese día por poco me convierto yo en la presa.

Que todo iba muy bien, hasta que comenzaron a llegar los participantes con las presas y yo me dí cuenta de la batalla tan desigual que se había producido.

Unos equipados con armas como una super potencia y los otros desarmados , como algunos países del tercer mundo, comencé entonces a insultarlos y lo siguiente que recuerdo es a mi padre diciendo que yo estaba desarmadas y ellos armados hasta las cejas.

Pero bueno eso es otra historia.

Hoy nos vamos a centrar en los preparativos para ir de cacerías, unas cacarias en las que todos participamos o " hemos participado " .

Para eso no vamos a tener en cuenta la ley de igualdad de género y dividiremos a los miembros, miembras, por su condición, en cazadores y cazadoras.

Hablaré 1º de las cazadoras:

Las cazadoras " generalmente " son muy activas, en estas monterías, da igual que tengan el congelador lleno hasta los topes o vacio, las cazadoras, siempre están alerta, listas por si se aproxima una presa. ( como las leonas ).

El 99 % de las cazadoras comienzan su ritual días, semanas, meses antes del evento.

Las cazadoras se preparan a conciencia:


- Sesiones de gimnasio, yoga, batuka, pilates, aerobic,...
- limpieza de cutis.
- Peluquería, baños de color del pelo, tintes, espuma, hidratantes capilares.
- Cremas faciales, rayos uva.
- horas y horas de tiendas para encontrar la ropa perfecta.

Las cazadoras cuidan su cuerpo como lo que es, una máquina precisa, que no puede fallar.

El día de la caza:

Repiten otra vez lo que llevan haciendo durante meses:

- ducha, peluquería, hidratantes, maquillaje, uñas, cera, láser,...,

Vamos una itv completa.

Después el armario es atacado sin piedad, que aunque se tiene claro lo que se va a poner, si se tiene tiempo hay que probarse hasta el traje de la 1ª comunión, por si acaso.

Una vez preparada, la cazadora queda con el resto de la manada, otras cazadoras como ellas.

Y comienza la cacería.

El cazador:

El cazador suele ser más simple en su preparación. Lo decide todo en el último momento, no prepara nada con antelación, no se organiza y queda con otros cazadores como él.

El día de la caza:

- El  arma "siempre " preparada el día de la caza y los demás días el año.
- El aseo personal, no siempre se realiza, digo no siempre porque muchos si pasan tres segundos por la ducha, lo justo para mojado, enjabonado y aclarado, vamos como los lava coches de las gasolineras.
- La ropa, se selecciona en la mayoría de los casos con la luz apagada, introduciendo la mano en el armario y seleccionando lo 1º que se agarra, un pantalón, camiseta o camisa, sin preocupar tono, color, arrugas, zapato o zapatillas, da igual.
- Sin mirarse en el espejo, sin tener en cuanta la moda, el conjunto.

 El objetivo es ir vestido, y eso está cumplido.

Una vez vestido el cazador sale a cazar, up!! quiero decir a ser cazado.

Que como en casi todo lo demás las cazadoras son las que deciden si se dejan cazar y las que seleccionan a las presas.

 Pero eso ya lo hablaremos otro día.

viernes, 22 de octubre de 2010

" kit kat "

Me gusta el café, soy una adicta a él, en un día normal, me puedo tomar por lo menos cuatro.

Pero no cualquier café, como en otras muchas cosas, soy muy especial, que no me tomo cualquier cosa ni en cualquier sitio, ni con cualquiera.

Me gusta el café con mucha leche, frió, sin azúcar, sin sacarina, en vaso grande de cristal y con cucharilla.

En un lugar limpio, tranquilo, sin humos, si es posible sin niños. 

Preferentemente en buena compañía, pero mejor sola que mal acompañada.

Tan difícil es de entender?? Pues no hay manera, no hay vez que lo pida que consiga un café como a mi me gusta.

Siempre ponen algo que no he pedido:

- La leche a punto de coción.
- El café tan espeso que se puede masticar.
- Con el azúcar incorporado
- O peor te cascan dos pastillitas de sacarina sin decírtelo
- Claro que también puede ser que como no pides ni azúcar, ni sacarina, pues no te ponen cucharilla.
- y lo del vaso de cristal, es que me dan asco las tazas, no lo puedo evitar.

Soy tan especial para los cafés que he llegado a levantarme media hora antes para que me diese tiempo a ir a por un buen café y llevármelo en termo al trabajo, que la máquina de café que hay en mi trabajo, no produce el delicioso manjar, sino un veneno marrón, sospechoso de causar una terrible diarrea, y con todo y con eso, hay compañero que se arriesgan a tomarlo a diario, que yo creo que esos lo que quieren es quedarse en sus casa unos días de baja y por eso lo toman.

Beber café es un ritual, que se hace con gusto, sin prisas, disfrutando del momento, a veces solo, a veces en buena compañía.

Por eso me gustan los buenos café, me hacen prolongar el momento, alargar la conversación, vamos plagiando un anuncio de la tv, es mi momento " kit kat ".

Otra veces, cuando voy con prisa o he quedado, lo que hago es pedir un café para llevar, me llevo el momento "kit kat " a donde sea, al parque, a la pelu, al cine, en el coche, el caso es tomar un buen café.

El mejor café que he tomado en mucho tiempo ha sido de la marca " Starbucks coffee ", con leche, con hielo, en vaso super grande, para llevar, vamos que parecía que el camarero me leía el pensamiento según me lo preparaba.

Me encanta quedar para tomar café, ¿ Quién se apunta ? y ¿ Cuándo quedamos ?

jueves, 21 de octubre de 2010

" Divorcios "

A lo largo de estos años, he oído razones para dejar a la pareja de todo tipo, unas más lógicas, otras menos, pero vamos todas  " aceptables " dentro de lo que implica un divorcio.

Yo no me meto, que cada cual sabe lo que tiene en  su casa y cada uno somos de una manera y nos tienen que aguantar.

Pero esta mañana he escuchado en la radio, una causa de divorcio, que como se ponga de moda, no va a haber juzgados suficientes en el mundo para tramitar tantas demandas.  " Cristina Aguilera "  la cantante americana, deja a su marido, " por FEO ".

En concreto por:  " desnivel de belleza entre la pareja ".

De verdad, que sandeces las he escuchado en todas partes, pero como esta, ninguna.

Y yo me pregunto, ¿ Quién es el feo de la pareja ? ¿ Él o ella ?.

Que la colega se me planta unos modelitos y unos pelos, que ni en Halloween.

Y ¿ cuándo comenzó su relación con el pobre feo, era guapo o fue  " enfeando " por estar con ella ?

Ah!! y otra cosa, tienen un retoño, al que naturalmente abandonará o obligará a hacerse la cirugía plástica antes de entrar en la guardería, no sea que la señalen por la calle, como la madre de Gremlins, que el que a los suyos se parece honra merece, y espero que el retoño se parezca al padre.

El caso es que si deja al marido por feo, una servidora y el 99,99% del planeta seguramente, ya tendríamos que haber sido, repudiados por nuestras parejas, porque anda que de lo que eramos a lo que somos.

Que te casas con un joven atlético y con pelo y después desaparece y se convierte en un jubilado, con sobrepeso y alopecia a lo monje medieval.

O te enamoras de la pedazo tía que deslumbra a toda la discoteca con sus caderas, sus chupetines y su melena al viento y con los años se transforma en una mamá con caderonas, ubre y moño a medio arreglar a la que das el beso todas las mañanas antes de irte a trabajar.

Pero yo creo que esa, Cristina, en realidad no quería a su marido, ni a nadie, y que el afortunado a sido él, el feo, que seguro que ahora la puede denunciar por daños morales y trauma psicológico, sacarla una pasta, vivir de las rentas, quedarse con la custodia del Gremlins, y vivir feliz sin la pedorra, que con el tiempo será fea y además no la querrá nadie, no se querrá ni ella.

miércoles, 20 de octubre de 2010

" La evolución "

Cuando tenía seis años, mi abuelo me regaló un coche de juguete, rojo, con pilas unido a un mando que le permitían ir hacia adelante y hacia atrás, " era los más " super moderno para la época, ese juguete, junto con un coche descapotable de pedales que mi padre me había tuneado, con unos faros a pilas, que molaban un montón era lo último en nuevas tecnologías en mi infancia.

Después durante mi adolescencia tener un cassette o un equipo de música te hacia pertenecer a la elite de las tendencias del momento.

Cuando iba a la universidad, durante los trayectos en el autobús disfrutaba de mi walman, que además traía un vídeo juego rudimentaria, pero videojuego, creo que por eso me mareaba tanto en el autobús, de ir mirando a los marcianitos en esa minúscula pantalla y de ir cambiando las pilas cada dos por tres, porque anda que no gastaban pilas los jodios, y de las grandes, no de las de botón.

Actualmente hemos llegado a un nivel de tecnología que tenemos que hacer un master en la nasa para poder encender los teléfonos que nos regalan por comprar el pan en el supermercado, que tienen tantas aplicaciones y características, que cambiamos el teléfono y solo hemos aprendido a utilizar un 1% de todo lo que el teléfono nos ofrecía.

Mi sobrino de 1 año y 11 meses el otro día le dijo a su madre en su idioma chapurrero, " Mamá el coche no funciona recarga la batería ".

Es increíble que un enano de menos de dos años, sea capaz de comprender:

1º que el coche se mueve por la energía de una batería.
2º que la batería se termina
Y 3º que se puede recargar.

Que mis alumnas de seis años juegan a ser las repartidoras de productos de peluquería, y que el que hasta hace poco había sido mi cepillo de emergencias en clase, se ha convertido en el teléfono móvil, porque se cierra igual que un móvil.

Yo me quede está claro en los cassette, que los pendrais, o lápices se me resiste aún, que una vez hice un curso de informática, ( para burros, tenían que haber dicho ) y cuando el profesor pidió que sacásemos nuestros lápices, yo como buena alumna busqué en mi bolso y staedtler nº2 amarillo y negro y se lo enseñé toda orgullosa, cosa que a él no le hizo mucha gracia, ( creo que pensaba que me reía de él ).

Que si estoy en el cole con el maldito linex y se me resiste la impresora o las famosas carpetas me entran sofocos.

Como anécdota contaré que el otro día la compañera ( que es igual que yo en esto ) y yo intentábamos imprimir una lista de trabajo, pero la impresora dijo que " no ", y pedimos ayuda a un compañero que nació por la era del naranjito, vamos mucho más joven que nosotras.

Mientras el amable compañero intentaba ayudarnos comenzó a sonar la música de la peli de psicosis y yo empecé a decir:

-" escucha, escucha, el ordenador nos amenaza, mira que música más rara suena, eso es que se está borrado todo".

Mi compa me miraba pero no negaba ni afirmaba nada.

Pero lo peor fue la cara de él, cuando nos dijo que lo que sonaba en realidad era la melodía de su teléfono.

¡¡ Jo que corte !!

Pues eso, que lo que a mi me cuesta, semanas, meses aprender, mi sobrino, mis alumnos, mis hijos, parecen que lo traían ya aprendido desde el vientre materno, que les viene de serie, que dentro de poco serán ellos los que me enseñen a mi a recargar el teléfono, a poner las pilas en el reloj, que dicho sea de paso, ya no dan la hora, ya te dan la posición GPS, la variación de temperaturas en el último cuarto de siglo, el grado de humedad en la comarca, tu peso, tu indice de masa corporal, las pulsaciones del que está a tu lado, pero la hora no, para eso tienes el teléfono.

Para muestra un botón, este es el teléfono que me han regalado por cambiarme de operadora de telefonía.



Que desde que lo tengo, llevo en mi bolso el libro de instrucciones del dichoso teléfono porque se me resiste.

Y que como tiene manos libre, ahora parece que voy hablando sola, cosa que no creo que sea muy bueno para la imagen que doy ante los demás.

Pero eso son las nuevas tecnologías, adaptarse o quedarse en la era del cassette, y ya no venden cintas ni en los chinos.

martes, 19 de octubre de 2010

" Cartas "

Hace unos días vi la peli " Cartas a Julieta ", en ella contaban que hay miles de mujeres que todos los años escriben cartas de amor y las dejan en la pared de la casa de Verona en la que vivía Julieta, casi todas esas cartas son de amores no correspondidos, de parejas rotas o de desamor.

Y yo me pregunto ¿ Por qué escriben a Julieta ?

Su historia de amor terminó mal, muy mal, diría yo.

Yo la escribiría una carta de advertencia, para evitar ese trágico final y claro ella una joven enamorada me respondería como lo que era, una enamorada del amor.

Pero que quede claro que si lo que queremos es una historia de amor con final feliz, tendríamos que escribir una carta a Vivian ( Julia Roberts , en Pretty Woman ) esa si tiene un final feliz, se enamora de Edward, que es guapo, rico, y no le importa el pasado de ella.


" Carta de una desconocida a Julieta Capuleto "


¡ Querida Julieta !

Te escribo esta carta con todo mi amor, con la esperanza de que no cometas un error.

Piensa bien lo que vas a hacer, no seas impulsiva, actúa con la cabeza, más que con el corazón, que las mujeres somos en ocasiones demasiado impetuosas y esto nos hace cometes errores de difícil solución.

¡ No te cases con Romeo !

Vive la vida, disfruta del presente, planifica tu futuro, pero el tuyo, no el de los dos.

Estudia, disfruta, aprende, viaja, vive.

Pero, ¡ No te cases con Romeo !

A tu familia no le gusta, te van a desheredar o algo peor.

Con quince años, con veinte, con treinta, con cuarenta, disfruta de tu vida, se feliz.

Pero, ¡ No te cases con Romeo !

Las mujeres estamos educadas, programadas para creer, pensar que conseguiremos la felicidad a través de un matrimonio, una casa e hijos.

Pero la vida nos ofrece muchas más cosas que no están ligadas a estos tres puntos.


Podemos hacer, tener, conseguir, muchas más cosas en la vida, podemos abrir nuestra mente, nuestro espíritu, nuestro corazón.

Vivir una vida plena, y no es necesario para ello casarse, atarse a una persona, a una casa, a unos hijos.

Por eso Julieta, te aconsejo, te pido, te ruego que:

 ¡ No te cases con Romeo ! 

Respuesta de Julieta:

¡ Querida desconocida !

He leído tu carta y me resulta casi imposible actuar como en ella me pides.

Dices que no me case con Romeo, pero:

 ¿ Cómo vivir sin él ?

¿ Cómo respirar sin él ?

El mundo no sería el mismo sin amor, sin el ser querido junto a mi.

¿ Cómo podría disfrutar de la vida sin la persona a la que quiero junto a mi para compartirla ?

¿ Qué me quedaría al final de mis días, sin él para compartirlo, para vivirlo, para disfrutarlo, para recordarlo?

Y los hijos, dar una vida, regalar ese don que tenemos las mujeres, lo más preciado, lo mejor.

En cuanto a la casa, un rincón al que volver, un lugar lleno de recuerdos, de esperanzas, un lugar para descansar, para llorar, amar.

Creo que seguiré tu consejo y dedicaré algo de mi tiempo para mi, para estudiar, para aprender, vivir y disfrutar, pero:

¡ Si me voy a casar con Romeo !

Porque le amo, le quiero, le necesito, la vida sin él no es tan divertida, tan agradable, tan interesante.

Porque me gusta hablar con él, saber que esta cerca, que me quiere, que le quiero.

Y sabremos afrontar las dificultades juntos. Vivir un futuro pleno, lleno de alegrías, de esperanzas, de amor.

Me despido deseando que encuentre el amor y comprendas mis palabras algún día.

                                  Julieta    

Lastima que su amor terminase de una manera tan trágica.    

¡¡¡  Pero por suerte otros muchos terminan muy bien !!!     

    

lunes, 18 de octubre de 2010

" La Amistad "

Artículo de Hoy del  " El País Semanal ".  ¿ Para qué tengo amigos ?

¿ Qué es la amistad ? Etimológicamente, su origen procede del vocablo latino amicus ( amigo ), que viene del verbo amara, que significa amar. En paralelo, también se dice que se trata de un vocablo griego compuesto por a y ego, cuyo significado es sin mi yo. Es decir, que la amistad implica amar a nuestros amigos, más allá de nuestros deseos, necesidades y expectativas, tal como explica María Asunción Rodríguez Vilert.

¿ qué son los amigos para mi ?

Los amigos, no son esas personas con las que solo sales de juerga, con las que solo te bebes dos cañas, o  solo pasas un rato en una terraza de un bar.

Los amigos son las personas que te apoyan en los malos momentos, que se quedan contigo cuando no tienes ganas de estar con nadie, los que te escuchan llorar, aunque en ese momento les apeteciera estar riendo en otro sitio, los que te llaman todos los días, con una excusa para ver como estás.

 Y que también se sientan en una terraza a tomar una caña contigo, que salen de juerga contigo y te acompañan a casa cuando no puedes llegar.

Los amigos son los que se ponen en tu lugar, son capaces de sentir tus penas, tus alegrías, tus sentimientos, sin pedir nada a cambio, simplemente por ser eso tus amigos.

Los que un domingo por la mañana se levantan a las ocho para recoger a tus hijos y sonríen cuando se los dejas.

Los que hacen malabares para cuadrar sus horarios y poder hablar cinco minutos contigo.

" La verdadera amistad se contruye cuando no existe la necesidad, tan solo el goce de compartir con los otros "

Doy fe de tener muy buenos amigos, amigos de verdad, de los que perduran en los años, amigos que piensan y viven de forma totalmente diferente a la mía, pero que con todo y con eso siguen siendo mis amigos, o quizás sea por eso por lo que son mis amigos.

Tengo amigos desde hace décadas, amigos desde hace años y nuevos amigos, pero todos de verdad.

También tengo la suerte de incluir entre mis amigos a mi familia, cosa que no es muy frecuente, los amigos se eligen, la familia no, y ser amigo de los familiares es un privilegio.

He de decir que a lo largo de mi vida me he llevado chascos, y en algunas ocasiones de los grandes, con personas a las que consideraba mis amigos y que me han defraudado, abandonado, traicionado, pero supongo que esto será normal a lo largo de la vida, y que no será la última vez que me pase, espero que pocas veces más, porque duele, deprime y deja mal sabor de boca, te hace pensar ¿ qué habrás hecho mal  para que te dejaran de esa manera?.

Otros amigos, poco a poco han dejado de serlo, los caminos, los interese, la vida nos hizo girar hacia mundos diferentes, pero siempre queda algo, los recuerdos de los buenos momentos, la tranquilidad de una separación serena, por la evolución lógica de las personas y no por malos momentos.

  " Cuando nos encontramos con un verdadero amigo, nuestro corazón se llena de alegría e ilusión " como dice, Mitch Albom.

La mutua compañía se convierte en un goce en sí mismo, donde no cabe la hipocresía ni los silencios incómodos"

Con el tiempo y la experiencia, la " amistad madura " nos permite cultivar la cualidad de la amigabilidad ". Es decir, ser amigable con las personas que se cruzan en nuestro camino.

" Si bien podemos desarrollar la amigabilidad hacia todo el mundo ", señala Albom. Y concluye:

" La práctica diaria de esta actitud amable y amorosa es la llave que abre las puertas de la abundancia, la plenitud y la prosperidad dentro de nuestra gigantesca red de relaciones "

Yo soy amigable por naturaleza, y necesito a mis amigos a diario, pero también necesito mi autonomía para desarrollarme como persona, y poder disfrutar de los momentos que paso con ellos.

E igual que yo necesito ese espacio, procuro dárselo a ellos, o eso intento.

Termina el artículo del semanal contando un cuento precioso, del que no dicen quién es el autor, pero que merece la pena leer:

" Había una vez un niño de 13 años que paseaba por la playa con su abuelo.

Hubo un momento en que el chaval lo miró con insistencia y le preguntó:

 " Abuelo, ¿ qué puedo hacer para conservar un amigo que he tenido mucha suerte de encontrar ?

El hombre reflexionó unos instantes, se inclinó hacia el suelo y recogió arena con sus dos manos.

Con las dos palmas hacia arriba, apretó una de ellas con fuerza, haciendo que la arena se colara entre sus dedos. y cuanto más apretaba, más arena se escapaba.

 En cambio, la otra mano permanecía bien abierta: allí se había quedado intacta la arena que había recogido.

 El chico observó maravillado el ejemplo que acababa de mostrar su sabio abuelo.

Así fue como comprendió que cuando intentamos retener y encerrar una amistad estamos en el camino de perderla, mientras que cuando la tratamos con respeto, confianza y libertad podemos llegar a mantenerla para siempre ".

sábado, 16 de octubre de 2010

" shopping "

Hoy hemos ido de shoppitgs que no es lo mismo que ir de compras.

Ir de shoppings, es quedar con las amigas, dejar a los maridos y a la prole en casa.

Y salir, con la conciencia tranquila, el monedero lleno, ganas de andar mucho, gastar poco, comprar lo necesario, y pasarlo muy bien.

Y hoy hemos hecho eso, me he levantado a las 7,30 h de la mañana, realizado las tareas propias del hogar.

Y zas!!, de shoppitgs, con las amigas!!.

Hace poco me fui de tiendas sola por Madrid y fue un aburrimiento, pero hoy, no hemos parado.

Diez horas, de tienda en tienda, toco esto, me pruebo esto otro, entro en esa tienda, salgo de esta otra, me compro esto, no me gusta esto otro, me rió con las amigas, hablamos, miramos, vamos que no nos ha dado tiempo a tomar café al medio día, no podíamos desperdiciar el tiempo en eso.

Antes de comer, me he acercado al coche a llevar las bolsas de todas, que eran un montón, y en el ascensor dos hombre me miraban con cara de alucinados, habrán pensado que soy una compradora compulsiva, pero la verdad es que parecía Julia Roberts en Pretty Woman, cuando se fue de compras a Rodeo Drive, creo que  llevaba bolsas de todas tiendas de la ciudad.

Después de comer, ( unas ensaladas, para no tener remordimientos a la hora de pedir el postre de chocolate naturalmente ), a una de mis amigas la ha dado como un ataque de más compras.

Yo creo que tenia hasta taquicardia, se ha puesto a comprar más ropa, y claro por inercia nosotras hemos hecho lo mismo otra vez.

El caso es que al terminar el día, hemos vuelto a casa, con el maletero lleno, los monederos vacíos, y muchos kilómetros recorridos, tanto a pie, como en coche.

¡¡A sido un día para recordar!!

viernes, 15 de octubre de 2010

" El Abecedario de los sentimientos "

No es mio, pero me ha gustado mucho:

A    Antipatia - Simpatía
B    Bochorno - Aplomo
C    Celos - Confianza
D    Desilusión - Ilusión
E    Envidia - Satisfacción
F    Felicidad - Infelicidad
G    Gratitud - Ingratitud
H    Horror - Calma
I     Ira - Paciencia
J     Júbilo - Tristeza
K    Kerka - Despreocupación
L     Libertad - Tiranía
M    Morriña - Desapego
N    Nerviosismo - Tranquilidad
Ñ    Ñoñería - Madured
O    Odio - Amor
P     Pesimismo - Optimismo
Q    Queres - Generosidad
R     Remordimiento - Alivio
S     Sinceridad - Mentira
T     Timidez - Audacia
U     Ungo - Soledad
V     Vagancia - Ánimo
W    Wickedness - Bondad
X     Xenofobia - Tolerancia
Y     Yuyu  - Seguridad
Z      Zel - Desidia

miércoles, 13 de octubre de 2010

Lady Antebellum - Need You Now (HD)

" Adelgazar cambiando los habitos "

A me me han ayudado mucho en este año y medio intentando perder peso:

Día del comienzo de la dieta: 20/03/2009
Peso: Mucho, muchísimo, 93 kg.
Hoy:  13/10/2010 ( 19 meses después )
Peso: 73 kg.
Peso perdido: 20 kg.     

EL CATÁLOGO DE OBJETIVOS



A partir de los malos hábitos detectados, habrás de definir un conjunto de objetivos sencillos que en el futuro podrías adoptar para ir modificando esos malos hábitos. Esta relación de objetivos, que llamaremos Catálogo de Objetivos, será una relación más o menos extensa de objetivos asequibles que deberás ir cubriendo paulatinamente durante los próximos meses.

Además de los objetivos que tú puedas definir en este momento, más adelante los podrás completar con algunos otros que te sugeriremos, dado que algunos objetivos importantes no se pueden deducir del Diario de Alimentación que has realizado.

Recomendaciones para definir un nuevo objetivo

Definir objetivos que se puedan cumplir con relativa facilidad. Fijar un objetivo demasiado ambicioso puede llevar a un fracaso que además provoca desmotivación. Es mejor definir muchos objetivos fáciles que pocos difíciles, y para ello puede ayudarte leer el siguiente capítulo.

Se deben especificar objetivos concretos que permitan determinar con certeza si se cumplen o no. En vez de objetivos genéricos como "Beber menos cerveza", hay que definir objetivos concretos como "No tomar más de una cerveza al día", de modo que si un día tomo algo más sabré con certeza que no lo he cumplido.

Qué hacer con los objetivos más difíciles

Si nos parece que alguno puede resultar demasiado difícil, o si hemos fracasado repetidamente al intentar cumplirlo, podemos descomponerlo en varios según diferentes criterios. Por ejemplo, si solemos comer muchos caramelos y nos parece que el objetivo total "Dejar de comer caramelos" nos va a resultar difícil, podemos descomponerlo en varios objetivos según uno o varios de los siguientes criterios:

Según la cantidad de alimento:

Objetivo 1: No comer más de 3 caramelos al día

Objetivo 2: No comer más de 1 caramelo al día

Objetivo 3: Dejar de comer caramelos

Según días de la semana:

Objetivo 1: Comer caramelos sólo sábados y domingos

Objetivo 2: Comer caramelos sólo los domingos

Objetivo 3: Dejar de comer caramelos

Según horas del día:

Objetivo 1: Comer caramelos sólo después del mediodía

Objetivo 2: Comer caramelos sólo después de la cena

Objetivo 3: Dejar de comer caramelos

Según lugares:

Objetivo 1: Comer caramelos sólo fuera del trabajo

Objetivo 2: Comer caramelos sólo en casa

Objetivo 3: Dejar de comer caramelos

Vinculado a ciertos acontecimientos:

Objetivo 1: Comer caramelos sólo cuando vea una película (en televisión o en el cine)

Objetivo 2: Comer caramelos sólo cuando vaya al cine (se excluye televisión)

Objetivo 3: Dejar de comer caramelos

La elección del objetivo semanal

Una vez definida la lista de objetivos posibles, que hemos llamado Catálogo de Objetivos, cada semana hemos de elegir cuál de ellos vamos a cumplir a partir de ahora para siempre. Es una decisión importante y debe ser muy meditada. No estás siguiendo un "régimen" que dura unos meses y luego se acaba. Estás modificando tu comportamiento para siempre mediante estos pequeños objetivos semanales.

Para decidir si adoptas el objetivo X, debes preguntarte: ¿Tengo totalmente asumido que a partir de ahora y durante el resto de mi vida voy a adoptar el comportamiento X? Si no tienes muy claro que va a ser así, es mejor que cambies de objetivo.

Si no has logrado cumplir con todos tus objetivos propuestos los 7 días de la semana, no añadas otro. Dedica la semana siguiente a consolidar los que ya has elegido. Aquí no "aprobamos" si cumplimos la mitad de los objetivos, sino sólo si los cumplimos todos, porque si queremos que un nuevo comportamiento se convierta en hábito, no debemos dejar de cumplirlo ni una sola vez.

Si un objetivo se te resiste, sólo puedes hacer dos cosas: o lo aparcas temporalmente y eliges otro en su lugar, o lo divides en dos o en tres objetivos diferentes que te resulten más asequibles (tal como ya hemos explicado en el apartado "Qué hacer con objetivos que se nos resisten").

Al elegir tus objetivos semanales vete alternando objetivos fáciles y difíciles. Si el de la semana pasada te pareció difícil, elige ahora uno fácil, y a la inversa.

Algunos objetivos importantes

Aunque eres tú mismo quien debes definir tus propios objetivos, vamos a sugerirte algunos que son importantes y que posiblemente no hayas tenido en cuenta tras analizar tu Diario de Alimentación:

PLANIFICACIÓN: Con demasiada frecuencia el exceso de peso tiene entre sus causas principales a la improvisación. Cuántas veces a la hora de la comida o de la cena nos hemos plantado ante la nevera y hemos echado mano de lo primero que hemos encontrado; hubiese estado bien hacer una menestra, pero no la tenemos en bote ni congelada, así que haremos unas croquetas que sí hay en el congelador. Es un tiempo muy bien invertido el que empleemos cada domingo para planificar las comidas (si comemos en casa) y las cenas de cada día de la semana que comienza, así como la lista de alimentos a comprar para prepararlas. También conviene tener un recetario con 50 o 60 platos saludables y fáciles de preparar, pues a veces no se nos ocurre qué hacer.

CAMINA, CAMINA: Es muy importante incrementar en lo posible la actividad física pues, aparte de las calorías que quemes al hacerla, conforme aumente tu masa muscular lo irá haciendo también la energía requerida por tu metabolismo basal (ver apartado "¿Por qué tenemos exceso de peso?"). Para lograrlo puede estar bien cualquier actividad deportiva que te guste, pero más recomendable aún que eso es caminar. Es más probable que logremos convertir en un hábito bajarnos del autobús una parada antes para caminar un rato, o subir a nuestro piso sin utilizar el ascensor, que hacer todos los días 10 minutos de footing. Media hora diaria a paso rápido está al alcance de cualquiera y tiene un gran efecto positivo.

NO PASAR HAMBRE: Lo ideal para mantener la línea y alimentarse de forma saludable es hacer cinco comidas ligeras al día. Contrariamente a lo que podría pensarse, hacer menos o saltarse alguna favorece la obesidad. Es decir, lo mejor es comer ligero pero sin pasar hambre en ningún momento, lo que implica que debemos acostumbrarnos a tomar algo (por ejemplo, un yogur y/o una fruta) a media mañana y a media tarde.

RACIONES: La verdad es que una causa importante de que comamos demasiado es el tamaño de las raciones. Desde nuestra infancia hemos interiorizado que debemos acabar con todo lo que hay en el plato, por lo que si ponemos en éste demasiada cantidad, acabaremos comiendo más que lo que nos pide el cuerpo. Por ello, es muy buena costumbre utilizar platos de menor tamaño, lo que no impide que podamos repetir si nos hemos quedado con hambre.

EL DESAYUNO: Olvídate de saltarte el desayuno o de hacer un desayuno muy ligero para adelgazar. Está comprobado que consumir en el desayuno un 25% de nuestras necesidades diarias de energía, principalmente con carbohidratos y proteínas, nos hace menos propensos a la obesidad (ver artículo "Desayunar bien reduce el riesgo de obesidad"). Si no se come adecuadamente por la mañana, el riesgo de darse atracones se extiende no sólo hasta el almuerzo, sino también hasta la cena.

Seguimiento semanal del cumplimiento

Cada lunes, tras elegir qué nuevo objetivo vas a añadir a la lista de objetivos elegidos en semanas anteriores, deberás escribir esta lista y llevarla siempre encima durante toda la semana que comienza.

En esta lista deberás anotar cada día qué objetivos has cumplido y cuáles no, y al final de la semana deberás considerar como cumplidos sólo aquellos objetivos que cumpliste todos los días de la semana. Hemos definido objetivos sencillos precisamente para poder cumplirlos siempre. Excepto por su grado de dificultad, mucho menor en nuestro caso, el proceso de adquisición de un nuevo hábito (o de modificación de uno preexistente), es muy similar al proceso de dejar de fumar, en el que una sola recaída supone casi volver a empezar de cero (lógicamente, sólo para el objetivo que hemos fallado). Una vez que hemos escogido un objetivo, hemos de cumplirlo siempre.

Si llega un momento en que nuestra lista de objetivos es muy extensa y deseamos aligerarla un poco, podremos quitar de ella los más antiguos. Cuando un objetivo se ha cumplido durante 4 semanas seguidas sin fallar ni una sola vez, normalmente ya se habrá convertido en hábito y lo realizaremos sin pensar siquiera en él y sin esfuerzo, por lo que ya no será necesario mantenerlo en la lista.

La lista de objetivos deberás tenerla siempre cerca, no sólo para anotar al final de cada día los que has cumplido, sino para leerla atentamente e interiorizarla siempre que tengas un rato de tranquilidad (por lo menos una vez al día). Debe servirnos como un recordatorio para que tengamos muy presentes nuestros objetivos en todo momento.

Es también conveniente mantener también un cuadro similar al anterior, pero poniendo en cada columna el resultado de toda la semana (recuerda: una semana se da por cumplida cuando se ha cumplido todos los días de la semana):

Gráfica de peso

Aunque te debes centrar en el cambio de hábitos más que en el peso, ya que la reducción de éste llegará como consecuencia de tus nuevas costumbres, también es natural que desees ir comprobando el resultado de tus esfuerzos.

Debes pesarte sólo los días 1 y 15 de cada mes. Dado que perseguimos un cambio lento y progresivo de hábitos alimenticios, los resultados siempre serán mucho más modestos que con cualquier "régimen", aunque eso sí: ya son para siempre. Nuestro objetivo de adelgazamiento puede estar en torno a 1 kilo por mes, por lo que la diferencia de peso entre dos días próximos no es significativa, pudiendo deberse a otros factores como la retención de líquidos o las deposiciones, y llevándonos por tanto a conclusiones erróneas.

Cuando te peses, hazlo en ayunas después de levantarte y utiliza preferentemente una báscula electrónica en vez de una mecánica, dado que éstas tienen mucha menos precisión y se desajustan con frecuencia.

Con los pesos obtenidos en las diferentes quincenas puedes construir una gráfica de pesos (ver página siguiente) que te permitirá comprobar tus progresos y te indicará, y esto es más importante, si está siendo correcta la elección de objetivos semanales y su cumplimiento.

Construyendo la gráfica de peso

En una hoja cuadriculada dibuja un eje vertical a la izquierda y otro horizontal abajo.

Divide el primero, que será el de pesos, en 10 segmentos iguales y asígnales 10 números próximos a tu peso actual (por ejemplo, si pesas 93'4 puedes poner 95 arriba e ir bajando hasta el 85).

Divide el eje horizontal en 24 segmentos iguales, para las quincenas correspondientes 1 año.

A partir de aquí, cada quincena colocarás, sobre la rayita correspondiente del eje inferior, un punto a mayor o menor altura según tu peso de esa quincena. Uniendo con una línea los diferentes puntos irás obteniendo tu gráfica.

¿QUÉ PODEMOS ESPERAR?

Los primeros meses

Precisamente porque hemos de concentrarnos únicamente en nuestras humildes metas de cambios de comportamiento, es frecuente que nos relajemos en cuanto a los productos y cantidades que comemos, con lo que el resultado del primer mes puede ser incluso un aumento ligero de peso. No te preocupes, esto es bastante habitual.

La meta que alcances cada semana es ya para toda la vida, pues las calorías de menos que ingieras como consecuencia de ella, aunque sean pocas, se añaden a las de las semanas anteriores y es para siempre.

Al cabo de las semanas, las calorías que dejas de ingerir como consecuencia de tus nuevos hábitos igualarán y superarán a las que ingieras de más por haberte relajado un poco con tu dieta habitual. Con esto no te decimos que necesariamente te relajes con respecto a lo que comes (debes ser razonable en este sentido), sino que no te desanimes si a corto plazo el resultado de centrarte en tus hábitos no es el que esperabas.

Y después ...

Al cabo del primer año podemos contar con haber bajado unos 12 kilos. ¿Lento? Sí, pero aun así este resultado es mucho mejor que el que habrías logrado con una dieta tradicional que hubieses comenzado hace un año y abandonado pocos meses después. Además, los objetivos que te hayas impuesto se habrán ido convirtiendo en hábitos tras 4 o 6 semanas de cumplirlos ininterrumpidamente, y los hábitos dejan de suponerte un esfuerzo. Serán costumbres saludables que conservarás para siempre.

El mayor riesgo: el todo o nada. La mayoría de las personas se plantean los cambios en su alimentación en términos de todo o nada: nos hacemos muchas promesas de seguir el método o la dieta de turno a toda costa, de hacerlo al 100%, pero la primera vez que fallamos tenemos la sensación de que ya lo hemos echado todo a perder y que no vale la pena continuar; entonces lo abandonamos todo y "nos echamos al surco". Plantearse así las cosas es un tremendo error.

El progreso de nuestros cambios de alimentación no es una línea recta ascendente que refleje un éxito permanente, sino más bien una línea ascendente en forma de dientes de sierra, compuesta por pequeños éxitos y fracasos en la que sólo se debe intentar que tras cualquiera de estos fracasos quedemos en una posición un poco más alta que tras el fracaso anterior.

Es importante contar con que fallaremos, para que ninguno de estos fallos pueda dar al traste con todo el proceso de cambio de hábitos en nuestra alimentación.

Espero que os ayude tanto como a mi.

martes, 12 de octubre de 2010

" Las manias "

Esta noche mientras tendía una lavadora, sobre las doce y media, que para mí es una hora muy normal para tender la lavadora, me he puesto a pensar en como ha variado mi manera de realizar esta tarea a lo largo de los años.

Y os preguntareis, por lo menos yo lo haría:

 ¿ hay diferentes maneras de tender la lavadora ?

Pues en mi caso parece que sí.

Hace algunos años, cuando me aburría, cuando aún tenía tiempo para hacer otras cosas, colocaba la ropa en el tendedero, por tonalidades, y tamaños, es decir, los tonos oscuros de la ropa de color en las cuerdas del fondo y dentro de los tonos oscuros los de mayor tamaño primero y así hasta terminar con los de ese tono, después otro tono más claro y otra vez de mayor a menor,... y así hasta terminar con toda la ropa o la cuerda del tendedero.

Ah! y las pinzas eran seleccionadas por colores, esta cuerda toda de rojo, esta cuerda toda de azul, esta de tonos madera.

 ¡Qué bonita me quedaba la terraza!

Naturalmente esto requiere tiempo, mucho tiempo, cojo la camiseta de la marca Desigual, que es de diez colores por lo menos y hay que pensar en que grupo la incluyo, los pantalones vaquero, igual lavados a la piedra, desteñidos, negro claro, negro oscuros,...

Pues eso, que me sobraba tiempo o me aburría mucho.

Ahora no tengo ni una cosa ni la otra y esta noche cuando tendía la lavadora, en un tiempo recor, unos tres minutos, me he fijado en que más que tenderla la lanzo contra las cuerdas del tendedero, no la coloco, no utilizo pinzas de la ropa, naturalmente me da igual el tono.

El caso es que para todo o casi todo soy igual, una obsesiva compulsiva, que cuando me da por algo, soy como tiburón, "chan chan chanchanchan", voy a por ello y tengo que hacerlo, y hacerlo bien, perfecto, si no lo hago, no descanso, no me quedo tranquila.

Mi lema es si se hace se hace perfecto y si no mejor me estoy quieta.

Por el momento tengo planteado unos cuantos objetivos y me pasa como con la ropa, que tengo que hacerlo perfecto.

1º objetivo entrar en la talla L de todas las tiendas de moda, manera de conseguirlo comer poco y andar mucho, es lo que me hace continuar cuando suena el despertados los domingos a las 7,45 de la mañana.

2º objetivo ser buena en mi trabajo, manera de conseguirlo currarmelo todos los días, de lunes a viernes.

3º ver felices a los que me quieren, manera de conseguirlo, estar cuando me necesiten y cuando no también.

Por el momento no tengo ni tiempo ni ganas de otras obsesiones, que estas tres ya me ocupan demasiado, me agotan física y mentalmente.

Me tienen la mente ocupada y me hacen pensar en las cosas importantes, olvidandome de todo lo demás.

lunes, 11 de octubre de 2010

EL Canto del Loco - Volvera con Alejandro Sanz

" Hoy "

Hoy, aunque llueve, hace frio, y parece un día tristón YO ESTOY DE MUY BUEN HUMOR, estas son tres de mis canciones preferidas para los días que me siento bien, me hacen bailar mientras preparo la comida, canturrear en el coche, estar contenta, y eso creo que es la finalidad de cualquier canción que se precie, me da igual el bicho raro que la cante o lo que diga su letra, ( está en inglés ), a mi me animan y me hacen sonreír, con eso me vale, espero que os gusten.

Lady Gaga - Bad Romance

Supermassive Black Hole [alternative live version] (Video)

Flashdance What A Feeling - Irene Cara Official Video

domingo, 10 de octubre de 2010

" 10/10/10 "

Hoy al mirar el calendario me he dado cuenta de lo especial de la fecha, 10, 10, 10.

Me gustan los días así, no son muy frecuentes, bueno el próximo año será 11/11/11, pero para eso falta mucho, algo así como 1 año, 1 mes y 1 día, otra vez, 1/1/1, esto se parece más a un capítulo de Barrio Sésamo que a otra cosa.

El caso es que hoy en el paseo me he puesto a pensar en la fecha y cada vez que la recordaba pensaba, " diez, diez qué? "

- diez razones para seguir andando.

- diez razones para vivir.

- diez razones por las que morir.

- diez razones para sonreír.

- diez razones por las que llorar.

- diez razones para amar.

- diez razones por las que me quieren.

- diez razones por las que somos amigos.

- diez razones para continuar.

- diez razones por las que voy a trabajar.

- diez razones por las que no me vuelvo loca.

- diez razones por las que tener paciencia.

- diez razones por las que soñar.

El próximo año serán once razones y el siguiente doce, menos mal que no hay mes trece, catorce, quince, la lista de mis razones sería interminable.

viernes, 8 de octubre de 2010

" Cuento "

El Señor Destino vivía feliz, haciendo lo que quería, controlando la vida de todos como si de marionetas se tratase.

Tiro de este hilo y te quedas sin hijo.

Tiro de este otro y te ponen morado un ojo.

Creía el Señor Destino que todo lo podía dirigir, que nadie se iba a revelar.

Pero un buen día, tiró de un hilo y no pasó como otras veces, esta vez el hilo presentó resistencia y por mucho que tiraba no conseguía nada.

Entonces empezó a observar que los hilos no se tensaban, que las cuerdas se aflojaban y que las marionetas comenzaban a moverse por su cuenta.

Habían crecido, madurado, pensaban tomar sus propias decisiones, variar su destino.

Los muñecos cambiaban de camino y cambiaban su destino.

¡ Tengo derecho a amar ! Dijo una marioneta y las cuerdas voy a cortar.

¡ Yo quiero tener hijos! Dijo otra y los voy a buscar fijo.

¡ Pues yo quiero estudiar!

¡Y yo viajar !

¡Nosotros queremos ser libre!

¡Y nosotros vivir felices!.

Una a una todas las marionetas cortaron sus ataduras.

Y desde ese día, cada cual toma sus propias decisiones, sin obligaciones, sin miedo a ser manipulados, ni controlados.

Con la esperanza de haber decidido bien, con el deseo de que todo salga como deseamos.

Pero con la libertad para poder confundirse y volver a empezar.

 A partir de entonces hay un lema en la ciudad de las marionetas:

¡ Mi destino lo decido Yo ! 

jueves, 7 de octubre de 2010

" Los Sentidos "

Hay hombre que teniendo la suerte de nacer con todos los sentidos, deciden de forma voluntaria perder alguno de ellos.

Se habitúan a vivir sin utilizarlo y no los echan en falta.

Ésto suele causar desconcierto a las que viven a su alrededor, ya que no han detectado esos fallo y claro no comprenden determinados comportamientos.

Pongamos ejemplos:

Sentido del oído.

Cuando la esposa dice:

- Cariño ¿ Puedes recoger la cocina y tirar la basura?

- El marido que ha perdido el sentido del oído, no contesta o simplemente gruñe.

- Nosotras que además de no perder ningún sentido hemos desarrollado un sexto sentido, la intuición, somos capaces de traducir ese gruñido en frases coherentes como:

- Estoy cansado, me quiero tumbar en el sofá. ó es la hora del partido. ó me rompes la rutina de holgazanería y siesta.

Conclusión, no nos ha escuchado en esa pregunta retórica que hemos hecho, que en realidad no era una pregunta, sino que era una orden pero sutilmente dada.

Otra frase que suele detectar la sordera del esposo es:

Cariño, te importa meter la ropa sucia en el cesto que hay junto a la bañera??

Si esta segunda frase se queda sin respuesta y la acción no se realiza,

es que nuestro esposo HA DECIDIDO SER SORDO.

Sentido de la vista:

Fácil de detectar su ausencia,.

Vas a la pelu y le dices;

- " Hoy quiero que me pongas de rubia platino y con extensiones hasta la cintura "

Si llegas a casa y el colega lo único que te pregunta es ¿ qué hay de cena ?, mientras hace con que te mira,

es que HA DECIDIDO SER CIEGO.

Sentido del olfato:

En determinados momentos, generalmente en fin de semana y por la noche, les da igual que huelas a tigre o a rosas.

HA DECIDIDO NO TENER OLFATO.

Sentido del  gusto.

¿ Prefiere siempre las comidas de su madre a las que tú preparas con tanto amor y durante tantas horas ?

HA DECIDIDO NO TENER GUSTO.

Es el momento de hacer un buen seguro de vida a su nombre e introducir el cianuro en sus comidas " no lo va a notar "

Sentido del tacto:

¿ Pero ese lo tienen  los hombre ?

Yo creo que nacen sin él. Tanto el físico como el mental, da igual que te pongas unas bragas de seda o de esparto, no van a notar la diferencia.

Al contrario las mujeres vamos aumentando nuestros sentidos y aunque nacemos con cinco, a lo largo de los años vamos almacenando otros muchos sentidos.

- la intuición.
- la multiplicación del tiempo, el espacio y las energías.
- la paciencia.
- la cordura.
- el maternal.
- el práctico.
- el económico.
- el conciliador.

Pero no todos son buenos. Otros sentidos que desarrollamos a lo largo de los años son:
- la mala leche, ( que es directamente proporcional al número de niños, años con el marido y mascotas que tengamos en casa)
- la sátira, el humor ácido.
- la apatía, ( que tengo puré en la camisa de D&G? Me da igual, qué me chorrea aceite del pelo, pues lo utilizo para la ensalada)
- la pérdida, ( cuando ves pasar a las cuarentonas solteras, perfectamente arregladas, maquilladas, en grupo, de marcha, piensas, ¿ qué me he perdido?)
- la agudeza auditiva, ( de superhéroes ), detectamos el llanto de nuestros cachorros entre los cientos que hay en el parque.
- las mentiras, sabemos cuando nos mienten sólo con mirar.
- la añoranza, yo quiero ser hija, no madre y esposa. Quiero volver a los días felices, del zumito para despertar, la ropa planchada en el armario por arte de magia, todo limpio y colocadito.

¡ MAMÁÁÁÁÁÁÁÁÁÁ!

miércoles, 6 de octubre de 2010

" Mirar y no ver "

                           Cuando se mira pero no se ve.


  A veces voy tan absorta en mis pensamientos que miro pero no veo.


  Miro para no pisar una piedra y caer.


  Miro para no chocar contra nadie.


  Miro para cruzar la calle.


  Miro pero no veo.


 Tengo tantas cosas en las que pensar, tanto que hacer, que en vez de ver lo que me rodea, veo mis pensamientos, mis preocupaciones, mis asuntos, y se me pasa el paseo en un momento.


Hoy entre tema y tema no solo he mirado, también he visto.


He visto mi sombra al andar.


He visto las calles empedradas.


He visto los árboles a lo lejos.


He visto las montañas.


He visto las flores.


He visto lo que me pierdo por tanto pensar.






martes, 5 de octubre de 2010

" Blanco "

Una página en blanco es la puerta al infinito, un mundo por descubrir, el universo, los sueños , las promesas, las esperanzas que se pueden decir, que están por venir.

Una página en blanco es un comienzo, un principio, una ilusión.

Una página en blanco también puede ser una tristeza, un miedo, una cobardía, un silencio que no quiero decir, que no me atrevo a decir.

Una página en blanco puede servir para decir a los que quiero que sin ellos no puedo vivir.

Para decir a los que no aprecio que no me voy a arrepentir.

Para decir al mundo entero lo que me gusta compartir.

lunes, 4 de octubre de 2010

" Lo que veo desde mi ventana "



" Desde mi ventana "

Desde mi ventana.

Veo, añoro, sueño.

Veo el cielo azul.

Veo las montañas.

Veo la vida pasar.

Añoro a los que quiero.

Añoro el pasado.

Añoro el futuro.

Sueño con los que vendrán.

Sueño con lo que pasará.

Sueño y dejo el tiempo pasar.

domingo, 3 de octubre de 2010

Alejandro Sanz - Nuestro amor será leyenda

" La envidia "

La semana pasada leí un artículo en el periódico " El Hoy " de Enrique Falcó, que me gustó muchisimo.

Hablaba de la envidia.

La describía así:

" Envidia es sentir pena o tristeza por un bien ajeno "

También diferenciaba entre la envidia propiamente dicha y la envidia buena o el afán de superarnos de alcanzar lo que tienen los demás.

Pues yo he de reconocer que tengo de las dos y no se ultimamente de cual de ellas más:

* Me muero de envidia cuando voy de tiendas y a las demás todo las queda bien.

* Me muero de envidia cuando tengo que leer el libro de instrucciones de cualquier cosa 100 veces para poder entenderlo.

* Me moría de envidia cuando tenía que dedicar horas para aprenderme los temas y otros/as solo con escuchar lo entendían y memorizaban todo.

*  Me muero de envidia cuando voy a cualquier sitio y mis hijos son como las bestias del zoo sin enjaular, y los demás críos parecen los niños del coro.

* Me muero de envidia cuando pienso que desconocidos/as están todo el día cerca de las personas a las que quiero y yo casi no los veo.

* Me muero de envidia cuando pienso que vivo tan lejos.

* Me muero de envidia de los que verán el siglo XXI terminar.

* Me muero de envidia cuando pienso en las cosas que me estoy perdiendo por estar aquí.

* Envidio a mis padres por sus logros conseguidos.

* Envidio a mi hermana por sus objetivos alcanzados, que a mi tanto me cuestan.

* Envidio a algunas amigas por su valentía al afrontar algunos problemas.

* Envidio a mis hijos por su juventud.

* Envidio a mi abuela por su experiencia.

* Envidio a algunos amigos por su constancia, su perseverancia, su paciencia.

La envidia según Enrique Falcó es hija del egoísmo, nieta de la vanidad y hermana del rencor, la ira y la locura.

Vamos que estoy emparentada con los siete pecados capitales, jo, si lo que yo digo, soy un regalito, una  perla que entre en mis características incluyo:

La lujuria
La gula
La avaricia
La pereza
La envidia
La soberbia

Pero quién no es un poco Lujurioso?

Quién no se relame con su comida favorita?

Quién no desea tener más, ganar más?

Quién no se quedaría en la cama todos los lunes?

Quién no envidia algo de lo que los demás tienen?

Quién no piensa alguna vez que lo ha hecho mejor que los demás?

Pues eso, que yo me muero de envidia, pero envidia sana, de las que hace que me alegre de los objetivos alcanzados por los demás, pero que en un afán de superación personal también los deseo para mi.

Para Francisco

                                                                   Jejeje, difícil no recordar a Indiana Jone cada vez que te vea.

Lo siento indi, pero soy incapaz de girar la foto.

Piensa que estás cayendo desde un acantilado, o rodando bajo un camión de las SS, lo que quieras pero no pienses que soy una inútil con las fotos.

sábado, 2 de octubre de 2010

" Borrar "

Hoy he tenido que borrar un tlf de mi agenda, hacia tiempo que no lo utilizaba, pero siempre estaba ahí, de vez en cuando lo veía y me acordaba de su dueña.

Pero la dejadez, la vida, los cambios hicieron que nuestras vidas fueran por caminos diferentes.

Hoy me he enterado que su dueña ha muerto, y no he podido pensar en otra cosa desde entonces.

Murió haciendo lo que más la gustaba, lo que más feliz la hacía, algo que siempre deseo, ser madre.

Murió teniendo a su segundo hijo.

Después de borrar su número, me he puesto a mirar la lista de tlf y he decidido que mañana empiezo a llamar a todos los de la agenda, a todas las personas que tengo aparcadas y que no encuentro en momento para hablar con ellos.

No pienso dejar pasar un solo día más sin saber de ellos, sin recobrar nuestra amistad.

" Un beso Susana, estés dónde estés siempre serás mi amiga."