" Los Calbotes "

Todos los años por estas fechas, me entra el síndrome dominguero.

Unas ansias locas de organizar una salida al campo, con los críos, los amigos, la mesa plegable, las sillas de plástico, la parrilla, vamos que monto una sala de estar completita en medio del campo.

Es algo que vengo haciendo desde cría, que aún recuerdo las primeras salidas con los amigos, nos íbamos tan lejos, que tardábamos más en llegar que después estar allí.

Pero eran unos días que siempre recordaré con cariño.

Ahora, lo organizo más, un par de días antes reconocimiento del terreno, por si algo a cambiado de un año para otro, que por eso digo que somos domingueros

Más bien " añeros ", que al campo solo vamos una vez al año, que para eso vivimos en una zona rural, eso ya se tenía que considerar ser dominguero, despertarse por las mañanas y oír el canto del gallo.

El día de la salida siempre la misma rutina, madrugón, que yo creo que algunos años hemos llegado al campo antes de que saliera el sol.

La ropa que nos ponemos puede servir para todas las estaciones del año:

Pantalones vaqueros,
 camiseta de manga corta,
 forro polar encima,
 chaleco son muchos bolsillos, para llevar de todo, el mechero, el abre latas, el abre botellas, el teléfono, los clines, los palillos, algún tenedor, un cuchillo, una navaja multiuso tipo McGiver.

Un buen libro, para cuando a los demás les de por ir a dar un paseo o dormirse la siesta en las sillas que hemos llevado.

Una vez allí, hay que tener las cosas claras, despliegue estratégico de los coches, es decir, taponar las dos entradas al campo que hemos seleccionado, para que ningún otro dominguero invada nuestro espacio, y podamos esparcirnos libremente, ¡¡¡ hala, todo para nosotros!!!

Sacamos las mesas plegábles, las sillas, el agua, el hielo, las bebidas, hacemos el fuego y a comer.

Que cuando se va al campo no se hace otra cosa que no sea comer, beber y hablar con los amigos, un día de descanso, para recuperar todos los kilos que hemos perdido durante el año.

¡¡¡ Y madre mía como se come!!.

Solemos comenzar con un café, que no falte, con unas galletitas, pero vamos algo ligero, que solo son las diez de la mañana.

Pero como el campo da hambre, nada más terminar el café, una fuerza irresistible nos hace abrir todas la latas de conservas que hay sobre la mesa, y comenzamos con los mejillones en escabeche, los berberechos, la tortilla de patatas, la empanada de atún, y toda clase de alimentos que se nos hayan ocurrido a lo largo de la semana, ninguno de ellos bajo en calorías.

Después del café, continuamos con las coca- colas, las cervecitas, los vinos, los cubatas, los chupitos, vamos que si nos hacen soplar los guardias a la vuelta, se nos cae el pelo, (a mi no, que yo no paso del café y la coca- cola zero para contrarectar las calorías de lo que vamos comiendo).

Y que bien se pasa, sentaditos junto al fuego, comiendo como si no lo hubiéramos hecho en meses, con los amigos, riendo, gastando bromas, hablando de tonterías, desconectando de las rutinas diarias, de los problemas del trabajo, de los malos rollos, disfrutando.

Los críos se olvidan de que tienen padres, los padres de que hay niños, que son capaces de camuflarse en el entorno y no los volvemos a ver hasta que oscurece, y llegan con tanta mierda en el cuerpo que parece que se quieren llevar el campo con ellos a casa.

Para mi, es uno de los mejores días del año, un poco estresante a la hora de organizarlo todo, compramos comida para 200 y en realidad vamos como mucho 20, pero vamos eso es un error de cálculo, al final no sobra nada, todo sabe mejor cuando se come en el campo.

En vez de hacer esta reunión una vez al año, la teníamos que hace una vez al mes, claro que esto iba a ser mortal para mi dieta y mis niveles de colesterol.

¡¡¡¡ Pero que bien nos lo íbamos a pasar !!!

Comentarios

  1. Por mi no hay problema en hacerlo una vez al mes. asi me olvido por un rato de niños, perros, maridos.. y respiro un poco de aire fresco, que para eso he dejado de fumar.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

" El Abecedario de los sentimientos "

" La mancha "

" Unos posits "